Tecnología

Cuatro aplicaciones que facilitan la vida a las pymes

Se crean nuevas fórmulas para gestionar gastos, firma electrónica, divisas y facturas.

Herramienta de Kantox.
Herramienta de Kantox.

Gestionar documentos con firma electrónica por 15 euros al mes, cambiar divisas con solo un 0,29% de comisión, anticipar facturas desde un 3% de interés y gestionar gastos de los empleados por 7,95 euros puede facilitar la vida de muchas pymes.

Son las posibilidades que ofrecen cuatro aplicaciones tecnológicasSignaturit, Kantox, NoviCap y Captio–, que permiten a las empresas olvidarse de engorrosas gestiones y centrarse en sus verdaderos negocios, mejorando a la vez en productividad y eficacia.

Y todo ello a un coste muy asequible, según aseguran diversos clientes de estas apps, como los responsables de Lleuresport, una empresa de gestión de centros cívicos e instalaciones deportivas municipales; DMI, una compañía de soluciones para la movilidad; Gussinyer, una ingeniería especializada en los sectores nuclear y petroquímico, o Crisolar, un grupo líder en la producción de frutos secos y el mayor operador de almendra de origen nacional.

Estas ‘apps’ tienen un coste muy asequible y agilizanlos negocios

Todos ellos se muestran satisfechos con las aplicaciones. Signaturit, especializada en firma electrónica, ofrece distintas modalidades de suscripción, con cuotas mensuales de entre 15 y 30 euros en función de las necesidades del cliente, y planes a medida de acuerdo al volumen de firmas solicitadas para empresas de gran tamaño.

Kantox se encarga del cambio de divisas y aplica una comisión fija correspondiente al 0,29% del importe de cada transacción. NoviCap se ha especializado en descuento de pagarés y dispone de líneas de venta de facturas con un tipo de interés de entre un 3% y un 9%. Y Captio gestiona gastos por una cuota mensual a partir de 7,95 euros y que se fija en función del volumen de empleados que generan gastos en viajes en cada empresa.

  • Ventajas

Matías Pueyo, director general de Lleuresport, destaca que “gracias a Signaturit –que permite realizar firmas electrónicas completamente legales desde cualquier dispositivo– hemos gestionado ya 5.000 contratos, ahorrando costes de desplazamiento y papel, y hemos reducido el espacio de nuestro archivo físico”.

Aplicación de Signaturit.
Aplicación de Signaturit.

Eulalia Grau, directora financiera de DMI, cuenta con Kantox para realizar intercambios de divisas. “En nuestra sede en Barcelona recibimos a menudo pagos en euros y libras, que luego debemos transferir a Asia y Estados Unidos”.

Asegura que antes de contratar a Kantox, “este proceso llevaba asociadas unas comisiones opacas aplicadas por los bancos y podía demorarse entre tres y cuatro días, y ahora lo completamos en un día y a un coste muy inferior”. Según un responsable de Kantox, esta app consigue un ahorro medio del 1,3% con respecto a la banca en las operaciones cambiarias.

A Joaquim Pérez, director general de la ingeniería Gussinyer, NoviCap le ha permitido mantener los flujos de caja y crecer, sin el lastre que supone cobrar de algunos de sus clientes a 60 y 120 días. “Nuestra actividad es muy intensiva en contratación de proveedores, lo que nos obliga a disponer de suficiente liquidez”.

Al director de Crisolar, Jordi Tormo, estas aplicaciones también le han facilitado la vida. “La gestión digital de gastos de viajes corporativos a través de Captio ha mejorado nuestra productividad, ya que antes teníamos que rellenar numerosas hojas Excel y trasladar las facturas a nuestras oficinas centrales, mientras que ahora basta con fotografiar el tique, que es analizado por una plataforma y dirigido al departamento financiero”.

Tormo y los demás empresarios están encantados de haber descubierto una nueva forma de hacer las cosas que ya está repercutiendo positivamente en sus negocios.

Soluciones basadas en vivencias propias

Cuatro aplicaciones que facilitan la vida a las pymes

La necesidad ha sido el germen de estas cuatro aplicaciones tecnológicas. Como explica Salvador Severich, de Signaturit, “uno de los fundadores de esta plataforma trabajaba en el sector bancario y se dio cuenta de que muchos procesos quedaban, a menudo, paralizados por falta de autorizaciones y firmas”.

Los impulsores de Kantox proceden de la consultoría financiera, según relata Marc Padrosa. “Observamos que las pymes no disponían de equipos ni herramientas para gestionar pagos y cobros en divisas, y descubrimos un interesante nicho de mercado”.

Arnau Grasas apunta que NoviCap surgió a raíz de los problemas padecidos por uno de sus tres fundadores, propietario de una pequeña tienda, cuyos clientes pagaban habitualmente tarde.

Y la experiencia también fue determinante para el nacimiento de Captio. Tamara Navarrete recuerda que “su fundador tenía una gestoría y comprobaba diariamente lo arduo que podía ser para una empresa gestionar los gastos de viajes de sus empleados”.