Los coches autónomos ya saben conducir incluso a oscuras

Los coches autónomos ya saben conducir incluso a oscuras

No son pocos los fabricantes que están trabajando en el desarrollo de coches autónomos, y Ford es una de las marcas que más detalles ha adelantado sobre su trabajo en este terreno. Lo último que han mostrado, además, tiene que ver con un detalle importante sobre el que, de momento, pocos de sus rivales han pronunciado palabra alguna hasta el momento: la conducción autónoma en la oscuridad. Porque, aunque en la conducción humana el sistema de iluminación es imprescindible, los coches sin conductor plantean un futuro bastante diferente. Y en exte contexto, Project Nightonomy de Ford tiene mucho que decir.

Tecnología láser para medir distancias cuando no hay luz

Trabajando con el conjunto de sensores que ya incorporan los vehículos actuales, las cámaras y sensores de proximidad, los sistemas LIDAR y un componente cartográfico son capaces de añadir la información necesaria para que el vehículo pueda conducirse por sí solo en plena oscuridad. Tanto es así que, según explican desde Ford, el láser es capaz de recopilar información sobre distancias con una precisión milimétrica en condiciones de baja luminosidad, un terreno donde las cámaras actuales no son tan completas es sus informes. De momento, Ford está probando sus coches autónomos en California y este tipo de pruebas de conducción autónoma sin luz no contemplan obstáculos, pero es uno de los campos en que se trabajará próximamente.

La clave en el desarrollo del sistema es que la tecnología LIDAR en la que se apoyan los prototipos de coche autónomo de Ford es capaz de trabajar en rangos de 200 metros de distancia. Por lo tanto, no sólo se ofrece una precisión muy superior en condiciones de mala iluminación, sino que además se amplia la distancia de detección de obstáculos. Y como comentábamos anteriormente, este tipo de sensores apoyados en un sistema cartográfico actualizado en tiempo real es el requisito para que, aunque los ocupantes del vehículo echen en falta ver la carretera, el coche sea capaz de seguir conduciendo sin problemas.

Con respecto a los mapas actualizados en tiempo real, de momento pocos fabricantes han dado detalles al respecto, pero la sueca Volvo sí ha mostrado ya cómo sus vehículos trabajan de manera conjunta para compartir información en la nube y consultarla, cuando es necesario, para que su tecnología se prepare ante cualquier tipo de incidente en la carretera.

Normas