La agencia no descarta subir de nuevo su nota en unos meses

S&P sube el rating de Bankia hasta rozar el aprobado

La agencia de calificación crediticia Standard & Poor´s acaba de elevar el rating de Bankia de BB a BB+

Logotipo de Bankia
Logotipo de Bankia

Las agencias de calificación crediticia comienzan a mirar a Bankia con otros ojos. Si hace unos meses Fitch daba el aprobado a la entidad financiera por primera vez desde su nacionalización, Standard & Poor´s acaba de subirle ahora la nota.

En concreto, la agencia de calificación de riesgos acaba de subir la nota de la deuda a largo plazo de la entidad que preside Ignacio Goirigolzarri desde BB a BB+. Un incremento de un escalón que deja a Bankia al borde del aprobado, en el BBB-, que concede S&P.

De momento, en todo caso, la nota de Bankia sigue por debajo del conocido como umbral de bono basura. La firma estadounidense avanza, no obstante, que no descarta mejorar de nuevo la nota de Bankia en los próximos meses ante el buen hacer de la entidad financiera.

En paralelo, S&P ha subido la nota de la matriz de Bankia, BFA, que pasa de B+ a BB- mientras que mantiene sin cambios la calificación a corto plazo de ambas entidades en B y confirma su perspectiva positiva para ambas firmas.

En la argumentación de esta decisión, S&P destaca la mejora de la liquidez de la entidad y de su acceso a fuentes de financiación junto a la venta de activos improductivos, lo que le ha permitido reducir su dependencia del Banco Central Europeo.

En paralelo, la agencia subraya los buenos resultados obtenidos por la entidad en 2015 pese a las fuertes provisiones que ha tenido que realizar para compensar a los particulares que acudieron a su salida a Bolsa en 2011.

El hecho de que la entidad provisionara 1.840 millones de euros para afrontar las sentencias adversas y terminara promoviendo una solución extrajudicial para devolver el dinero a todos los particulares que soportaron la OPS fue, de hecho, uno de los principales motivos por los que Fitch elevó la nota de Bankia a finales de febrero.

Plan de negocio

Otro de los puntos fuertes que destaca S&P para subir la nota de Bankia ahora es que la entidad haya llevado a cabo "exitosamente su plan de negocio" lo que le ha permitido estabilizar su negocio después del varapalo sufrido en los últimos años.

S&P avanza que podría volver a subir la nota de Bankia, lo que colocaría la deuda a largo plazo de la entidad ya en el denominado grado de inversión. Un nivel fundamental dado que muchos grandes inversores tienen prohibido destinar fondos a firmas que no alcancen este escalón.

La decisión, que podría llegar en los próximos 12 a 18 meses, queda condicionada a que Bankia refuerce capital y alcance los niveles que tiene previstos.