Reclaman mayor flexibilidad para competir con el comercio electrónico

La liberalización de los horarios, el gran caballo de batalla

Los centros y parques comerciales consolidan su recuperación y elevan sus ventas un 6,1%

La liberalización de los horarios, el gran caballo de batalla

Se acabó la crisis. O al menos para los centros y parques comerciales, según se desprende del balance anual del sector elaborado por la Asociación Española de Centros y Parques Comerciales (AECC). La recuperación del consumo de los hogares, que gastaron un 3,2% más según los datos del INE, ha consolidado por segundo año consecutivo el crecimiento de las ventas del sector. En 2015, la cifra de negocio alcanzó los 40.978 millones, un 6,1% más que el año anterior. “La recuperación económica se consolida”, ha afirmado esta mañana en la presentación de los resultados Javier Hortelano, presidente de AECC.

Los buenos datos no se acaban ahí. La afluencia estimada registró cifras récord: 1.907 millones de visitas. Esto supone que cada español acudió de media 40 veces un centro o parque comercial. Un aumento del 5,8% respecto al año anterior, lo que, por otra parte, rompe definitivamente la tendencia de decrecimiento de los años 2012 y 2013 (con una bajada de 0,1 y 0,2., respectivamente). También se sigue creando empleo aunque en menor proporción que el crecimiento de las ventas (un 0,8%). Actualmente, los 549 centros y parques comerciales que hay en España integran a casi 34.000 comerciantes y dan trabajo a 329.000 personas.

La crisis no solo ha traído consecuencias negativas. La cuota de mercado que copan con respecto al sector del comercio minorista se sitúa en el 17,85%. En 2008, esta cifra apenas alcanzaba el 14.1%. Sin embargo, esto no significa necesariamente una bajada del pequeño comercio, según los datos del informe de AECC, el 84,3% de los 15,5 millones de metros cuadrados de suelo bruto alquilable (SBA) en los centros y parques españoles se corresponde con locales inferiores a 300 metros cuadrados. Es decir, al pequeño y mediano comercio.

En los últimos tres años se han realizado 17 actuaciones, 14 nuevos centros que han creado 334.346 metros de SBA y tres ampliaciones que generaron otros 20.100 metros cuadrados. La previsión de proyectos, en el horizonte temporal 2016-2018, es de 24 nuevos centros (1.044.640 de metros cuadrados de SBA) y seis ampliaciones (164.500 metros cuadrados de SBA).

Adaptarse o morir

Los nuevos hábitos del consumidor obligan a adaptar la estructura comercial, en oferta, servicios y horarios, según defienden desde la AECC. En los últimos años se ha duplicado el comercio electrónico en España hasta los 13.100 millones. Esta tendencia encuentra su punta de lanza en las actividades minoristas que desde 2010 se ha multiplicado por cuatro hasta alcanzar el último año un cifra de negocio de 4.017 millones.

Precisamente, para adecuarse a esta nueva realidad y a las necesidades del consumidor actual abogan por una armonización de las distintas legislaciones (estatales, autonómicas y municipales) con el objetivo de mejorar el marco legal y facilitar así la liberalización de horarios y la posibilidad de abrir en domingos y festivos. “Es muy difícil crecer con 17 legislaciones distintas en materia de horarios y normativa de consumo”, ha valorado Hortelano, quien también ha resaltado que en aquellas comunidades en donde hay una mayor flexibilidad se ha podido constatar que el domingo “suele ser, normalmente, el segundo día de mayor consumo de toda la semana”.

Otra de las razones que justificarían esta mayor flexibilidad es la adecuación a las necesidades de un perfil de consumidor olvidado tradicionalmente: el turismo. A pesar de la recuperación de sector y la importancia de este sector en el que España es uno de los líderes mundiales, las cifras de gasto siguen estando muy alejadas de otros países europeos. Según un estudio de la consultora EY, la adopción de estas medidas podría generar en el corto plazo hasta 50.000 nuevos empleos. La relación casi directa entre crecimiento del PIB y el consumo hace prever otro buen año, pero desde el sector advierten que debe seguir profundizándose en las reformas en favor de una mayor flexibilidad.

Madrid acumula un tercio de las compraventas de centros

La inversión por transacciones en el sector alcanzó en 2015 los 1.700 millones de euros, manteniéndose una extraordinaria actividad con 27 operaciones de compraventa en las que han intervenido tanto inversores nacionales como internacionales. Este es el segundo mejor año de la serie histórica, solo por detrás de 2014 en donde se registraron operaciones por 2.500 millones. Se supera así los años más duros de la crisis. Por ejemplo, en 2012, la inversión en este tipo de operaciones disminuyó hasta los 250 millones.

Un tercio del total de las transacciones tuvieron lugar en la Comunidad de Madrid con operaciones como la compra del centro Arturo Soria Plaza por parte de Merlin Properties. El segundo lugar lo ocupa, junto a Vizcaya y Valencia, León, en donde se han producido tres grandes operaciones de compraventa de centros-