Países de Europa que más tardan en pagar sus facturas

Los que más se demoran a la hora de abonar las facturas son Portugal e Italia. Los mejores pagadores, Alemania y Países Bajos

Países de Europa que más tardan en pagar sus facturas

Aquellas pymes que se encuentren inmersas en un proceso de internacionalización, o que en un futuro se plantean cruzar las fronteras para emprender proyectos en otros países, deben tener en cuenta una serie de factores a la hora de decantarse por un estado u otro. Uno de los aspectos a valorar es el tiempo medio en pagar las facturas.

Los países que más se demoran son Portugal, con 29,01 días, seguido de Italia, con 19,70 días. A lo largo del último año sus proveedores y clientes han visto reducidos los plazos. En el lado opuesto se encuentra Alemania, que es el país que mejor paga. Las compañías germanas tardan de media unos 6,46 días, que supone un leve crecimiento en comparación al trimestre anterior (0,20 días) y de 0,77 días respecto a hace un año.

Después de Alemania el país que más rápido abona las facturas es Países Bajos, con una demora de 8,26 días. A lo largo de los últimos meses han visto como se reducía el pago en 0,71 días si se compara con 2014. En una zona intermedia se encuentran Francia y Bélgica, que pese a incrementar los retrasos en 0,06 y 0,37 días, se mantienen en los 12,88 y 12,42 días, respectivamente.

A lo largo del último trimestre de 2015 la diferencia en el retraso medio en los pagos de las compañías españolas y europeas fue de 1,55 días, que supone la cifra más reducida de las registradas hasta ahora. Así lo desvela el informe sobre ‘Comportamiento de pagos de las empresas en Europa, que se encarga de realizar la empresa de suministro de Información Comercial, Financiera, Sectorial y de Marketing, Informa D&B.

España se encuentra por encima de la media europea

En relación a España, se aprecia entre octubre y diciembre del año pasado una demora media en el pago de 16,08 días, que supone una disminución de 1,11 días respecto a hace un año. La media europea durante el cuarto trimestre de 2015 se situó en los 14,53 días, que implica una subida de 0,61 días en comparación con 2014.

Normas