Obtiene 12.200 millones hasta noviembre de 2015

España duplica el superávit de su balanza de pagos hasta noviembre

Los inversores sacaron de España 9.800 millones en noviembre, más del doble de lo que retiraron en octubre

Fachada del Banco de España.
Fachada del Banco de España.

La balanza por cuenta corriente, que mide los ingresos y pagos al exterior por intercambio de mercancías, servicios, rentas y transferencias, registró un superávit de 12.200 millones de euros hasta noviembre de 2015, el doble que el obtenido en el mismo periodo de 2014 (6.000 millones de euros), según datos hechos hoy públicos por el Banco de España.

De esta forma, la balanza de pagos se mantiene, por sexto mes consecutivo, en signo positivo después de obtener en los cinco primeros meses de 2015 un déficit por cuenta corriente de 900 millones de euros.

El superávit obtenido hasta noviembre por la balanza por cuenta corriente fue resultado, principalmente, del mayor superávit de la balanza de bienes y servicios, que se incrementó un 6,3%, hasta los 26.800 millones de euros, y del descenso en un 23,5% del déficit de la balanza de rentas, hasta los 14.600 millones de euros.

En la balanza de turismo y viajes, el superávit alcanzado hasta noviembre ascendió a 33.800 millones de euros, ligeramente por debajo de los 34.000 millones del mismo periodo de 2014.

La cuenta de capital registró, por su parte, un superávit de 5.100 millones de euros, frente al saldo positivo de 4.100 millones de euros de un año antes.

El saldo agregado de las cuentas corriente y de capital, que determina la capacidad o necesidad de financiación de la economía, fue positivo hasta noviembre y se situó en 17.300 millones de euros, frente a los 10.100 millones de euros del mismo periodo de 2014. En los últimos doce meses, hasta septiembre de 2015, la capacidad de financiación de la economía alcanzó los 21.900 millones de euros, por encima de los 14.700 millones de euros acumulados en el conjunto de 2014.

Solo en noviembre

En noviembre de 2015 la balanza por cuenta corriente registró un superávit de 2.100 millones de euros, frente a los 2.600 millones de euros del mismo mes de 2014.

Según el Banco de España, esta evolución fue resultado, principalmente, por el menor saldo de la balanza de rentas primarias y secundarias y, en mucha menor medida, por la disminución del superávit de bienes y servicios.

 

Aumenta la salida de capitales

Los inversores sacaron de España 9.800 millones de euros en noviembre, más del doble de lo que retiraron en octubre (4.600 millones) y frente a los 10.600 millones que invirtieron en el país durante el mismo mes del año anterior, según la balanza de pagos que publica el Banco de España.

La salida o entrada de capitales es un saldo que resulta de tener en cuenta lo que los inversores españoles invierten fuera del país y lo que los extranjeros destinan a España en ese mismo periodo.

En el acumulado de los once primeros meses, los inversores han sacado de España 51.200 millones de euros, en contraste con los 6.500 millones de euros que sacaron en el mismo periodo del año precedente. En el conjunto de 2014, los mercados retiraron del país 8.200 millones.

En el desglose de los datos, los 9.800 millones que los inversores sacaron de España en noviembre se produjeron por la retirada de 7.400 millones en las inversiones de cartera, como resultado tanto de las desinversiones de los no residentes como de las inversiones de residentes en el exterior. También contribuyó la retirada de 2.100 millones en otras inversiones (préstamos, repos y depósitos).

En cambio, las inversiones directas no sufrieron en noviembre ningún cambio, mientras que en derivados financieros los inversores retiraron de España 300 millones de euros. De esta forma, la posición deudora neta del Banco de España frente al exterior registró en el undécimo mes del año un aumento por importe de 11.700 millones de euros.

Durante el año 2014, los inversores sacaron de España 8.200 millones de euros, frente a las inversiones por importe de 73.600 millones de euros que realizaron durante el ejercicio 2013, gracias a la mejora de la economía española y la mayor confianza en la misma, que llevó a los mercados a inyectar esta cantidad en España después de que en 2012 sacaran 173.191 millones de euros.

A falta de un mes para cerrar el ejercicio 2015, los datos ofrecidos por el Banco de España apuntan a que también durante el pasado ejercicio los inversores habrían sacado del país una cifra importante, que hasta noviembre asciende a 51.200 millones de euros, seis veces más que lo que retiraron un año antes.