El pasivo procedía de Testa

Merlin cierra la refinanciación de deuda por 1.700 millones

Ismael Clemente, presidente y consejero delegado de Merlin Properties.
Ismael Clemente, presidente y consejero delegado de Merlin Properties.

Merlin Properties ha firmado un préstamo de 1.700 millones de euros con diez entidades bancarias extranjeras para pagar la deuda que soportaba Testa, sociedad patrimonial comprada a Sacyr, según ha comunicado la sociedad a la CNMV. La operación fue adelantada por Cinco Días este sábado.

El préstamo se ha estructurado en dos tramos, de 850 millones de euros cada uno, que vencen en diciembre de 2017 y en junio de 2021, respectivamente. En el caso del primero de ellos, Merlin prevé amortizarlo acudiendo al mercado de capitales, mediante emisiones de bonos que arrancarán en el primer semestre de 2106 y se extenderán los dos próximos años.

La decena de entidades con las que la socimi que preside Ismael Clemente ha firmado el 'macropréstamo' son Société Générale, BNP Paribas, Credit Agricole, Credit Suisse, Deutsche Bank, ING, Intesa SanPaolo, JP Morgan, Mediobanca y Goldman Sachs.

El préstamo firmado no tiene garantías hipotecarias y, en cuanto al tipo de interés, el tramo que vence en 2017 devenga un coste de Euribor más 100 puntos básicos, y el tramo firmado para cinco años y medio, de Euríbor más 160 puntos básicos, según detalló a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

En su comunicación al supervisor del mercado, Merlín detalla que la operación se ha formalizado con fecha del 20 de diciembre, el mismo día de las elecciones generales, y la víspera del estreno de la socimi este lunes en el selectivo Ibex 35.

La compañía indica asimismo que destinará la totalidad de la financiación del préstamo a pagar la deuda que trajo asociada Testa cuando la compró a Sacyr, con la excepción a la vinculada al negocio de alquiler de viviendas de esta compañía, dado que actualmente está a la venta.

La reestructuración tampoco abarca el préstamo puente de 350 millones de euros que la socimi firmó para comprar a la exfilial de patrimonio de Sacyr. OBJETIVO, FUSIONAR TESTA.

La operación de reestructuración se enmarca en el proyecto de Merlín de culminar la compra de Testa y fusionarla con Merlín para, según sus datos, constituir una de las mayores compañías patrimonialistas del país, con activos valorados en unos 5.800 millones de euros y capacidad para generar rentas anuales de unos 300 millones de euros.

Además, Merlín asegura que tras la firma del préstamo su ratio de apalancamiento (el importe de la deuda en relación con el valor de sus activos) se mantiene en alrededor del 50%, y el coste de su pasivo por debajo del 2,5%.

Tras la reestructuración de la deuda de Testa, los principales retos que Merlín afronta actualmente pasan por vender los activos de esta compañía que considera no estratégicos.

En este sentido, la socimi ya ha colgado el cartel de 'se vende' a un lote de un millar de viviendas en alquiler repartidas por Madrid y San Sebastián. Posteriormente, analizará la eventual venta de los hoteles, salvo el ubicado en una de las cuatro torres del Norte del Paseo de la Castellana de Madrid.

En paralelo, la compañía trabaja para estrenarse en el mercado de capitales en la primera mitad de 2106 con el fin de comenzar a emitir los referidos títulos de deuda con los que sufragara uno de los tramos del préstamo firmado ahora.

Por el momento, Merlín debutó este lunes en el Ibex 35, en una sesión en la se dejó un 6,6% de su valor, si bien el estreno coincidió con la primera jornada bursátil tras los comicios, en lo que el parqué madrileño cayó un 3,62%

Normas
Entra en El País para participar