La hipotecaria baja al 5%

La morosidad cae al 10,6% y sigue en mínimos desde 2013

El gobernador del Banco de España, Luis María Linde.
El gobernador del Banco de España, Luis María Linde. EFE

La morosidad del crédito concedido por bancos, cajas, cooperativas de crédito y financieras que operan en España continuó mejorando en octubre y cayó al 10,56% desde el 10,67% de septiembre, con lo que continúa en su nivel más bajo desde marzo de 2013, cuando registró una tasa del 10,47%.

Según los datos provisionales publicados hoy por el Banco de España, la caída de la mora tiene lugar después de que los créditos impagados que mantiene el sector hayan vuelto a bajar a pesar de que el volumen total de crédito también ha caído, a 1,334 billones, desde los 1,339 billones de septiembre.

Asimismo, la morosidad de los bancos, cajas y cooperativas, excluyendo a los establecimientos financieros de crédito (EFC), también se redujo en octubre, al 10,61%, desde el 10,71% del mes anterior.

El saldo de hipotecas dudosas destinadas a la compra de vivienda se ha situado en 27.012 millones de euros en el tercer trimestre del año, el equivalente al 5,03% de los 536.511 millones del total, según los datos hechos públicos este viernes por el Banco de España.

En hipotecas

La mora hipotecaria se reduce así continuando con la senda descendente iniciada el pasado ejercicio, cuando bajó del 6,2% del primer trimestre del año al 5,85% de cierre de 2014. Con este nuevo descenso, el saldo deudor se reduce hasta niveles del segundo trimestre de 2013.

Esta rebaja de la morosidad hipotecaria se explica porque el saldo de estos créditos morosos descendió en términos interanuales un 19,7% en el tercer trimestre de 2015 respecto a los 33.648 millones con los que cerró el mismo periodo del pasado ejercicio, mientras que el saldo hipotecario total disminuyó un 4,9%.

Por otro lado, la morosidad de los créditos para financiar actividades inmobiliarias se redujo en el tercer trimestre del año del 32,2% del trimestre anterior al 30,6%.

En términos absolutos, el saldo moroso en este segmento de actividad descendió un 28,8% en tasa interanual, mientras que el crédito vivo total para financiar esta actividad cayó un 13%.

Si a estas magnitudes se suma el crédito moroso de los constructores, que se sitúa en 13.289 millones de euros, con una caída del 24,3%, el resultado arroja un montante de 54.910 millones de euros, un 5,5% que en el trimestre anterior.

Normas
Entra en El País para participar