Lanza la Cuenta 1/2/3 para pequeñas y medianas empresas

Santander da otra vuelta de tuerca a la guerra por captar pymes

Ana Botín, presidenta de Banco Santander.
Ana Botín, presidenta de Banco Santander.

La guerra por captar pymes y autónomos se agudizó ayer con el lanzamiento de la cuenta 1/2/3 de Santander. Esta cuenta, basada en la lanzada en mayo para particulares, pretende vincular más a este colectivo empresarial a la vez que captar más clientes. Santander quiere ahora convertirse en el banco de referencia de las pymes, una de sus asignaturas pendientes en el mercado nacional.

La entidad ha decidido repetir el éxito que ha tenido la Cuenta 1/2/3 para particulares y trasladarla también a pymes y autónomos. Su objetivo es convertirse en el banco de referencia en este segmento del tejido industrial del país, y en el que Santander era hasta ahora uno más, frente a su dominio en el sector de grandes empresas. El banco presentó ayer a la red en una convención su nueva apuesta, aumentar su cuota de mercado en pymes, segmento por el que compiten ahora gran parte de los bancos españoles, ya que es el negocio más rentable, al aportar a la cuenta de resultados un mayor margen de ingreso.

La entidad que preside Ana Botín explicó en un comunicado que con la nueva Cuenta 1/2/3 para pymes y autónomos, el banco espera aumentar la vinculación de los clientes y liderar la nueva forma de hacer banca. Con esta cuenta, la entidad bonificará mensualmente el 1% de las nóminas y pagos a la Seguridad Social; el 2% de los impuestos generales, y el 3% de los suministros básicos directamente relacionados con la actividad profesional, empresarial o comercial, como los gastos de seguridad, domiciliados en dicha cuenta o en una cuenta de crédito de igual titularidad.

A diferencia de la destinada a particulares, esta cuenta no regala acciones del banco, ni remunera el ahorro del 1% al 3% en función del saldo medio mensual que tenga un cliente en la entidad, un un tope de 15.000 euros.

El producto destinado a las pymes podrá contratarse a partir del 10 de noviembre por clientes nuevo y por los que ya operan con Santander. El único requisito es ser una pyme o un autónomo con ingresos trimestrales superiores a los 9.000 euros, domiciliar el pago de nóminas o las cotizaciones a la Seguridad Social y hacer un determinado uso de las tarjetas del banco.

Si se cumplen estas condiciones, las pymes y autónomos pueden acceder a esta cuenta con un pago mensual de nueve euros.

El banco explica también que con la cuenta los clientes podrán además, beneficiarse de las ventajas de Mundo 1/2/3 Pymes, como el acceso a la financiación a corto plazo con unas condiciones preferentes, así como a una gama exclusiva de productos y de servicios tales como asesoramiento de especialistas en comercio exterior, condiciones especiales en terminales punto de venta y tarjetas de empresa.

El lanzamiento de la Cuenta 1/2/3 para pymes “complementa nuestra propuesta con un segmento fundamental de la economía española, con el que queremos generar relaciones duraderas y basadas en la confianza”, afirmó el máximo responsable de Santander España, Rami Aboukhair en la convención de la red que fue presentada por Maria Escatimó.

Con el lanzamiento de la Cuenta 1/2/3 pymes, Santander quiere ganar cuota de mercado y convertirse en el banco de referencia también para pymes y autónomos. Según explicó la semana pasada el consejero delegado del Santander, José Antonio Álvarez, durante la presentación de resultados trimestrales, con la Cuenta 1/2/3 para particulares, el banco está captando 1.000 nóminas diarias. Al cierre del trimestre, había conseguido superar las 500.000 cuentas abiertas con esta cuenta, y había captado más de 140.000 nuevas nóminas, según los datos del Santander, que añadió que el aumento en la vinculación de los clientes se ha traducido en más de 250.000 nuevas tarjetas de débito y crédito.

Álvarez también explicó que el banco no tiene ninguna intención de modificar las condiciones de esta cuenta en los próximos años. Y recordó que en Reino Unido tuvo que pasar unos cuatro años para modificar sus condiciones.

Varias fuentes financieras no descartan que en unas semanas otras entidades sigan los pasos de Santander y lancen nuevas campaña para captar o vincular más a sus clientes pymes. Sabadell y Popular –ambos especializados en el segmento de negocio de pequeñas y medianas empresas– ya respondieron a la Cuenta 1/2/3 de particulares.

Un crecimiento del 22% en volumen de crédito

Desde que llegó Ana Botín a la presidencia la captación de pymes se ha convertido en una prioridad para el banco. Desde enero a septiembre la entidad concedió en España 9.421 millones de euros en financiación a pymes y microempresas, lo un 22%de aumento. El ritmo de producción en empresas permite, explica el banco, que los saldos aumenten en 1.000 millones de euros. La financiación a particulares creció el 34%, con una mejora del 33% de las hipotecas. La cartera de créditos en España sumaba a septiembre 158.181 millones, con una ligera caída del 1% sobre el año anterior, debido a que las amortizaciones, sobre todo de hipotecas, fueron mayores que los nuevos préstamos. Además, y según varios directivos en los últimos días coincidiendo con las presentaciones de resultados, la demanda de financiación por parte de las pymes se ha ralentizado.

Normas