Blogs por Alexis Ortega

Buscando una salida

“… una pronta decisión de subida de tipos podría proporcionar una señal de confianza en la fortaleza de la economía de EE.UU. que podría estimular en vez de frenar la actividad.”

Actas del FOMC del 16-17 de septiembre de 2015.

Como era de prever, la FED es actualmente víctima de su propia estrategia de comunicación. La institución monetaria americana, tras el enorme esfuerzo monetario que ha desplegado desde la crisis de 2007 (la parte más fácil y lucida) y que se concreta en una expansión de su balance (QE’s) y en unos tipos ultra bajos (ZIRP), se ha embarcado en los últimos años en una estrategia de transparencia que ha acabado por ser un potencial problema. Los cambios de parecer, los intentos fallidos de normalización y las contradicciones son ejemplo claro de las dificultades de esta parte (la más difícil) de la estrategia.

Ello ha sucedido incluso intentado convencer a todos de que, por muy heterodoxas que fueran las medidas monetarias tomadas para amortiguar los efectos de la crisis, iba a resultar muy fácil desactivarlas.

Como resultado de todo ello, la tan cacareada subida de tipos por parte de la FED no hace más que postergarse y el ciclo avanza y no existe munición para potenciales shocks.

La realidad es que la FED puede controlar los activos financieros (su “realidad”), pero ni mucho menos la economía real (la REALIDAD). Es más, la política monetaria puede por algún tiempo inflar los activos financieros, pero la evidencia de los últimos meses demuestra una pérdida de efectividad alarmante. Quizás habría que puntualizar que empiezan a no poder controlar ni su "realidad"

Ni han logrado reactivar el crecimiento y mucho menos los precios.

Como pudimos comprobar el viernes con los precios de importación y exportación americanos, ayer con el IPC y el índice de precios al por menor en el Reino Unido y esta madrugada con el IPC de China, predomina una fuerte contención de los precios. El exceso de capacidad, fruto del exceso de inversión alentado por las políticas previas de dinero barato están pasando su factura. Y será muy cara pues el nivel de endeudamiento actual es incompatible con el crecimiento.

Sin crecimiento ni inflación y con grandes volúmenes de deuda, las quitas estarán a la orden del día. Como suele decir la gente sensata (las más de las veces carentes de la vanidad de los "tontos ilustres"), aceptar la REALIDAD debería ser el primero y único paso correcto hacia la curación.

"Lo hago, pero que parezca que no lo hago"

Pero como no hay dos sin tres, ante esta situación tan problemática empieza a mencionarse una opción que no sería más que una "huida hacia adelante" (la enésima) consistente en aplicar una subida de tipos en diciembre y tratar de mitigar así el debate de la primera alza, conscientes de que lo realmente relevante es el ritmo de subida de tipos. Es lo que parece desprenderse del párrafo de las actas del último FOMC con el que comienza esta entrada.

No deja de ser otra manipulación de la “realidad” ninguneando a la REALIDAD. Mal negocio.

Comentarios

TENED CUIDADO CON QUIEN OS METÉIS, EN VUESTRA DESESPERACIÓN DE POBRETONES; SED CONVENCIONALES EN LA LUCHA O, SI NO, ABSTENEOS.- Hay tres dineros:- FIDUCIARIO, en billetes y monedas, creado por el Estado, soberano monetario;- BANCARIO, creado por empresas especiales que pueden dar en préstamo muchas veces los depósitos de dinero que reciben; y- FINANCIERO, creado por todos, en nuestras relaciones civiles y mercantiles normales, desde acciones y obligaciones hasta simples cheques y pagarés, pasando por letras de cambio. El dinero financiero es un inmenso océano, el bancario un proceloso mar; y el fiduciario, un charquito entrañable. Reconózcase que, tras el triunfo del antiinflacionismo y el advenimiento de la Era Cero, la gente, que estrenaba zapatos nuevos, no ha sabido endeudarse, del mismo modo que el "parvenue" come con el codo. Y, también, que el nivel de tipos de interés y demás objetos financiero-fiscales dependen de un algoritmo que tiene vida propia, y no del capricho de cuatro "illuminati". Que el dinero sea abundante y barato sin que, por ello, suba la inflación (alza generalizada de precios) es una conquista de la humanidad, como lo son la imprenta, los antibióticos, los satélites espaciales y los ordenadores. Ya que sale el espacio, permítaseme citar mi imagen "pale blue dot" favorita, sacada por la nave espacial Cassini, donde sale uno de mis tres saturnos:http://www.virgin.com/sites/default/files/Articles/Travel/pale_blue_dot.jpgPara quien no lo sepa, la Tierra sale en la parte inferior derecha, cerca del planeta y sus anillos:http://www.esa.int/var/esa/storage/images/esa_multimedia/images/2013/07/cassini_s_pale_blue_dot/12960296-1-eng-GB/Cassini_s_Pale_Blue_Dot.jpg Siempre que escucho la palabra Saturno, me viene a la cabeza mi amigo Bernardo Bonezzi, q.e.p.d.:https://www.youtube.com/watch?v=hfL227cT-is Que la airada conjetura bancoculpista/bancocentralculpista tenga predicamento (especialmente entre quienes odian el dinero, con los tontos de los pisitos a la cabeza), no quiere decir que no sea una parida idiota, en sentido dostoyevskiano, que acabará saliéndoles cara a sus adalides: al dinero, que siempre se venga, no le gusta que nadie raje contra él. Rajad contra el poder político, ¡leñe!, como hiciera Don Emilione, y dejad a las autoridades financiero-fiscales en paz, o si no, haceos parresiastés católico-liberal-marxianos, como nosotros, je, je: https://www.youtube.com/watch?v=mXspzv6D41E ). Gracias por leernos. P.S.: Me voy de vacaciones. Sean felices. Cuando vuelva estarán mucho más cerca estas elecciones generales tan distintas, en un momento tan importante (ESTRANGULAMIENTO FINANCIERO TOTAL FINAL), tras las que, si me apuran, lo mejor es que haya una cuarta legislatura cobarde cidcampeadorista, porque, vistas las nulas ganas de cumplir el Ortograma que hay en general, cuanto peor, mejor para la TRANSICIÓN ESTRUCTURAL ("Rajoy, rajao soy; Soraya, vaya, vaya; y Cospedal, a su cigarral"). Y, luego, a prepararnos para la demanda masiva en España de nuestro guión "Una Renta y seis rentas", donde decimos que una cosa es la Renta (mayúscula singular) y otra las rentas (minúscula plural), y que muchas de estas son improductivas o, en el mejor de los casos, "aproductivas". En este sentido, qué bien nos ha venido que le den el premio Nobel a un señor, Deaton, cuyo mensaje sintético, expresado en términos del Enfoque de la Renta es como muy nuestro:- EL PIB CRECE, OK; PERO LA POBREZA AUMENTA PORQUE LAS RENTAS DE LA MAYORÍA LO HACEN POR DEBAJO DE LO QUE SUBE EL NIVEL DE PRECIOS DE LOS BIENES BÁSICOS: PAN, SALUD, EDUCACIÓN Y VIVIENDA.
SOMOS POBRES PORQUE SUBIMOS EL PRECIO DE LA VIVIENDA PARA CREERNOS RICOS.Gracias por leernos.Hasta la vuelta de vacaciones.
Normas
Entra en El País para participar