Tribuna

Maratón del negocio moderno

Las empresas modernas están inmersas en una maratón que no distingue si es fin de semana, la hora de la comida o la hora de dormir: una carrera en la que no se tiene en cuenta el componente temporal o geográfico. Hoy en día, más y más empresas no pueden permitirse ni siquiera un tiempo breve de inactividad, ya que cualquier interrupción en el servicio puede convertirse en una pérdida. Basta con recordar una situación en la que Amazon perdió 2,3 millones de dólares en daños y perjuicios por una simple caída de 20 minutos en su web.

Además de la pérdida económica, la empresa se enfrenta a varios riesgos: daño a su reputación, pérdida de la fidelidad de los clientes y descenso en la motivación de los empleados, entre otros. Recuperar la confianza requiere mucho más tiempo y esfuerzo que la restauración de una infraestructura de trabajo. ¿Por qué no protegerse de antemano?

La encuesta global CIOs Veeam Data Center Availability Report 2014 concluyó que el 82% de los directores de tecnologías de información (TI) admitieron que no son capaces de satisfacer la necesidad de acceso continuo a la infraestructura de TI de su organización. El problema de la disponibilidad limitada conduce a pérdidas (un promedio de más de 2 millones de dólares al año), disminución de la productividad y la pérdida directa de datos debido a la imposibilidad de recuperación de copias de seguridad.

En la actualidad, estos desafíos se suman a contextos de crisis. En un entorno económico ajustado, las empresas necesitan garantizar al 100% que la infraestructura de TI de la empresa no va a fallar en un momento crítico. La fiabilidad y la estabilidad del sistema informático, que proporciona acceso inmediato ininterrumpido a los archivos y aplicaciones, permite a las empresas ofrecer disponibilidad continua (always on business) y se convierte en una de las áreas clave y críticas de trabajo. Este concepto, que sustituyó al antiguo paradigma de trabajo de cinco días, ocho horas, radica en la disponibilidad de datos y aplicaciones las 24 horas los siete días de la semana, desde cualquier parte del mundo.

El segundo requisito de las empresas modernas, junto con la disponibilidad de datos, es la seguridad de su almacenamiento y la capacidad de recuperación en una situación crítica. Aquí se destaca el papel principal que desempeña el sistema de backup, que se encarga de garantizar la continuidad de los procesos de negocio y la capacidad de restaurar la infraestructura o partes de esta desde cualquier lugar. Este sistema es una especie de retaguardia fiable, proporcionando una protección adecuada y el funcionamiento estable del centro de datos moderno.

Hasta la fecha, el mercado global de backup y recuperación de datos es de 5.000 millones de dólares y muestra un crecimiento anual entre el 9% y el 10%. Tasas similares de desarrollo de este segmento explican, por un lado, la transición a un nuevo paradigma de negocios y la necesidad de una protección fiable de las estructuras de TI; por el otro, el crecimiento de la tecnología de virtualización. Según las previsiones de Gartner, en 2018 hasta un 82% de los servicios serán virtuales, sin embargo, ya en la actualidad hay más de 50% a nivel mundial. Los servidores virtuales contienen grandes cantidades de datos, por lo que una pérdida pone al negocio en una situación difícil. Para evitar esto es necesario realizar copias de los archivos regularmente.

Las empresas demandan una solución de disponibilidad que proporcione un objetivo de tiempo y punto de recuperación RTP (real-time transport protocol, por su denominación en inglés) y OTM (operación de transporte multimodal) inferior a 15 minutos para la totalidad de aplicaciones y datos, que garantice el almacenamiento seguro de datos y aplicaciones críticas. Por otra parte, la copia de seguridad se lleva a cabo de acuerdo a la regla 3-2-1, que implica la creación de tres copias a la vez. Este almacenamiento principal puede darse en una máquina virtual, un servidor de ficheros o un servidor de aplicaciones.

Cabe señalar que, hasta hace poco, esta tecnología no estaba disponible para la mayoría de las empresas debido al alto coste y limitado número de aplicaciones para las que se implementaba. Actualmente, en el mercado existen soluciones para pequeñas y medianas empresas que proporcionan el nivel necesario de protección.

Las herramientas descritas están diseñadas para resolver un problema: el riesgo de perder el acceso a los datos, archivos y aplicaciones, así como el tiempo de inactividad que invariablemente se convierte en una pérdida. Por lo tanto, si el empresario ha tenido que elegir recientemente entre la optimización del presupuesto y salvaguardar sus datos y aplicaciones, ahora todas las dudas quedan resueltas.

El mercado ofrece soluciones de alta calidad que cumplen con todos los requisitos de las empresas modernas. La seguridad y disponibilidad 24x7 de la información es una realidad para millones de empresas de todo el mundo y establecen un nuevo vector de desarrollo de negocio: la disponibilidad continua.

Alexis de Pablos es Director técnico de Veeam Software Iberia.

Normas
Entra en El País para participar