Linde prosigue su remodelación por el servicio de estudios

Malo de Molina deja el servicio de estudios del Banco de España

El Banco de España ha aprobado hoy la renuncia de José Luis Malo de Molina como director general del servicio de estudios, cargo en el que se situaba desde 1992.

José Luis Malo de Molina.
José Luis Malo de Molina.

La remodelación interna que viene configurándose en el Banco de España desde que accediera al cargo de gobernador Luis María Linde sigue avanzando con un cambio histórico en su organigrama.

La Comisión Ejecutiva del Banco de España ha aceptado hoy la renuncia al cargo presentada por el director general del servicio de estudios, José Luis Malo de Molina, que accedió al cargo en 1992.

El Banco de España pone fin por tanto a 23 años de mandato en este prestigioso departamento y aprueba el nombramiento de Molina como asesor para asuntos monetarios y financieros europeos.

Bajo este cargo se incorporará, de acuerdo con el Ministerio de Asuntos Exteriores y Cooperación, a la representación Permanente de España ante la Unión Europea, con sede en Bruselas.

En su lugar, al frente del servicio de estudios del Banco de España le sucederá Pablo Hernández de Cos, licenciado en Economía por la Universidad Complutense de Madrid y en Derecho por la Uned, y jefe de la división de análisis de políticas económicas del servicio de estudios del supervisor desde 2007.

Hernández de Cos, que accederá efectivamente al cargo el próximo 1 de octubre, trabajó varios años en la sede del Banco Central Europeo de Fráncfort, como asesor del consejo ejecutivo, y es miembro de la comisión de expertos que el Gobierno formó en 2013 para analizar su reforma tributaria.

Modernizar el servicio de estudios

La comisión ejecutiva del supervisor financiero ha encargado a Hernández de Cos que presente antes de final de año un plan para reorganizar y modernizar el servicio de estudios que pasará a dirigir.

El objetivo ha señalado la institución, es “adaptar mejor y reforzar su estructura a las funciones que tiene encomendadas en el ámbito del análisis y asesoramiento sobre la economía española, las políticas económicas y los mercados financieros y monetarios, teniendo en cuenta, de manera singular, las responsabilidades y tareas del Banco de España derivadas de la puesta en marcha de la Unión Bancaria”.

Otros nombramientos

A través de un comunicado, la comisión ejecutiva del Banco de España y su consejo de gobierno han hecho constar su "gran aprecio y agradecimiento por el sobresaliente trabajo del señor Malo de Molina", tanto en su cargo de responsable del servicio de estudios como en los de suplente del consejo de gobierno del BCE -desde su creación en 1998- o como presidente de su comité de presupuestos desde 2011.

La comisión ejecutiva del Banco de España también ha aprobado el nombramiento de Juan Ayuso Huertas como nuevo jefe del departamento de operaciones de la dirección general de operaciones, mercados y medios de pago, y la de Óscar Arce Hortigüela como nuevo jefe del departamento de estudios monetarios y financieros de la dirección general del servicio de estudios.

La reordenación interna del supervisor

La salida de Malo de Molina es solo la última de las que han acontecido en el proceso de reordenación del Banco de España que se ha ido produciendo desde la salida del anterior gobernador, Miguel Ángel Fernández Ordóñez.

Uno de los cambios más significativos que se han producido desde entonces fue la sustitución de José María Roldán por Julio Durán como máximo responsable de la dirección general de regulación de la entidad.

Roldán es ahora presidente de la Asociación Española de Banca (AEB), la patronal de los bancos españoles, un nombramiento que despertó recelos en el Ministerio de Economía, que obligó a ampliar la incompatibilidad entre cargos en el supervisor financiero y el sector.

Normas