Sangría desde que el crudo empezó a caer en junio de 2014

Las grandes petroleras pierden 130.000 millones

Las 20 mayores petroleras desde junio de 2014 Ampliar foto

El 19 de junio del año pasado, el barril de petróleo Brent subió a los 115,1 dólares.Era su nivel más alto en más de un año.El estallido de violencia en Irak, con la extensión del autodenominado Estado Islámico, auguraba cortes de suministro y más subidas del precio del crudo. Transcurridos 14 meses de aquel techo del oro negro, el barril Brent conserva a duras penas los 50 dólares y los expertos dan por enterrada la época de los tres dígitos en el precio del petróleo dado el exceso de oferta en el mercado.

Las grandes compañías del sector han sufrido por esta tendencia bajista del crudo. Las 17 mayores empresas petroleras del mundo fuera de China pierden un 18,6% de capitalización bursátil desde junio del año pasado, lo que representa una pérdida de 137.939 millones de euros.

El descenso es sensiblemente inferior si se tienen en cuenta a las grandes empresas del gigante asiático (PetroChina,Sinopec y Cnooc), que se han visto beneficiadas durante este periodo por la burbuja bursátil en aquel país, con ascensos de tres dígitos desde entonces. Por eso, los 20 titanes del sector a nivel mundial solo pierden un 0,4% de su valor en Bolsa durante este periodo, apenas 7.600 millones.

Cyril Bernier, analista y gestor en AXA IM, explica que “a los actuales niveles del precio del petróleo, las empresas de exploración y producción están trabajando activamente para reducir costes e inversiones con el objetivo de mejorar su generación de caja y mantener o reducir sus niveles de deuda”.

Un reciente informe de Citi señala que los beneficios de las grandes petroleras mundiales han caído en el segundo trimestre del año a niveles mínimos desde hace 17 años. Aun así, empiezan a sentirse los esfuerzos de reducción de costes (entre un 10% y un 20% por encima de lo esperado) y de inversión.

La otra consecuencia inmediata de este nuevo contexto de petróleo barato ha sido un proceso de concentración en el sector, con grandes operaciones corporativas como la compra de BP por parte de RoyalDutsch Shell para formar la mayor petrolera del mundo.El volumen de las operaciones de fusiones y adquisiciones del sector está en niveles máximos desde 2009.

Exxon Mobil
La estadounidense Exxon Mobil encabeza la lista con una capitalización de 328.000 millones de dólares (296.000 millones de euros). En lo que va año sus títulos acumulan una caída 14,8% afectada por el descenso del precio del crudo.No obstante, la depreciación de sus acciones es del 21% si compara con el precio al que se situaban sus títulos a mediados de junio de 2014, momento en el que barril de crudo superaba ampliamente los 110 dólares y las acciones de la estadounidense alcanzaban los 100 billetes verdes. En la actualidad sus títulos permanecen en los 78 dólares aunque los expertos consultados por Bloomberg creen que Exxon Mobile conserva un potencial del 15,4% y fijan como precio objetivo los 90 dólares. La caída del precio del crudo también pasó factura a sus cuentas que en los primeros seis meses del año ganó un 49% menos hasta los 9.130 millones de dólares.

Petrochina
La burbuja vivida por la Bolsa china tiene su reflejo en la compañía Petrochina que en lo que va de año, y a pesar de que el barril de crudo cede un 26% desde mayo (los máximos anuales), sus acciones conservan una subida del 3,5%. Respecto a junio de 2014, el ascenso alcanza el 52%. El valor bursátil de la petrolera se sitúa en los 273.300 millones frente a los 197.600 millones que valía hace 13 meses. No obstante, los descensos acumulados por la renta variable asiática en los últimos meses han provocado que las acciones de la cotizada pasaran de los 14,5 yuanes que registró en abril de 2015 a los 11,15 euros actuales. De esta forma, la compañía ha perdido desde entonces 88.000 millones en Bolsa.

Shell
La anglo-holandesa ha pasado de valer 186.400 millones de euros en junio de 2014 a disponer de una capitalización de 170.300 millones. Es decir, en los últimos trece meses la compañía ha perdido 16.100 millones o lo que es lo mismo sus títulos retroceden un 8,6%. Estos descensos se han acelerado desde comienzo de año, periodo durante el cual se dejan un 12,8% en Bolsa, hasta las 18,7 libras actuales. En el primer semestre del año la compañía ganó un 14% menos que en el mismo periodo de 2014 y anunció un ERE de 6.500 empleos.

Chevron
La siguiente en la lista es la estadounidense Chevron con una capitalización de 145.100 millones de euros frente a los 170.100 millones que llegó a registrar en junio del pasado año. Desde entonces, el mal comportamiento registrado por el crudo ha provocado que la compañía pierda casi 26.000 millones. Como ocurre con Shell, los mayores descensos han tenido lugar en los últimos ocho meses. Así, respecto a enero de 2015, sus acciones ceden un 25,36% hasta los 83,6 dólares. A cierre del primer semestre, el beneficio de la petrolera cayó un 69% hasta los 3.138 millones de dólares.

Total
La compañía francesa Total ganó hasta junio un 12,5% menos que en el mismo periodo del año anterior lastrado por la caída del precio del petróleo. El consejero delegado de la empresa, Patrick Pouyanné, indicó durante la presentación de resultados del primer semestre que el grupo espera superar su objetivo de reducción de costes de 1.200 millones de dólares ( unos 1.085 millones de euros) para este año.

Kinder Morgan
Un caso llamativo. En este periodo Kinder Morgan ha aumentado un 157,8% su capitalización bursátil, pero tiene truco. El propietario de la compañía, Richard Kinder, decidió el año pasado agrupar en su matriz las sociedades Kinder Morgan Energy Partners, Kinder Morgan Management y El Paso Pipeline Partners LP, que ya controlaba. El resultado es un grupo mucho más grande. Fue la mayor operación desde que Exxon compró Mobil en 1999 y la absorción hizo que la compañía se disparara en el parqué (un 157% desde junio), lo que explica que se haya desentendido del mal comportamiento del sector.

Normas