El 30% de firmas que facturan más de un millón no admiten tarjeta

¿Tarjeta de crédito o efectivo? España, país en metálico

Mientras que en países como Dinamarca se plantean ya una sociedad sin ‘cash’, en España el 80% de los gastos sigue haciendose en metálico

¿Tarjeta de crédito o efectivo? España, país en metálico

El sector de los medios de pago está en constante movimiento debido al impacto de la tecnología y al papel que juega en el sector financiero. El avance del comercio electrónico y su aplicación en las tarjetas de plástico tienen un papel fundamental y caminan hacia la sustitución del pago en efectivo. En este contexto, ya hay países como Dinamarca donde se plantea la denominada cashless society, esto es, la posibilidad de que un negocio rechace el pago en efectivo.

Por su parte, las entidades financieras y comercios tratan de fomentar los pagos electrónicos para reducir el efectivo y, con ello, el fraude y las transacciones opacas. Sin embargo, en España, a pesar de haber una tendencia alcista de los pagos electrónicos, el efectivo sigue siendo el medio favorito de los españoles.

Uso y aceptación

El aumento del uso del plástico se ve reflejado en su admisión por parte de las empresas. Según datos del Barómetro 2015 de Mastercard, sobre uso y aceptación de los medios de pago por las empresas, el 39% de las empresas españolas que facturan entre 1 y 100 millones de euros al año aceptan este medio de pago, el doble que hace cinco años cuando la cifra se situaba en 22,7%. “Estos datos confirman que se avanza en la reducción del efectivo como medio de pago, algo muy significativo en un país en el que el 80% del gasto se hace con dinero contante y sonante.” afirma Ovidio Egido, director de Mastercard España.

Las cifras

El 84% del total de las transacciones se realizan en efectivo. Esta forma de pago prevalece sobre el resto ya que el 100% de los españoles la utilizan.

Un 40,5% mayor es el importe medio de los pagos con tarjeta que en efectivo, siendo el precio promedio del primero 371 euros, frente a los 264 euros del segundo.

El 39% de empresas que facturan entre uno y cien millónes de euros al año aceptan el pago con tarjeta, el doble que hace cinco años.

Según este barómetro los motivos por los que a la empresa le interesa aceptar el pago de las compras con tarjeta son tres: para facilitar las ventas (64,8% de los casos), la comodidad y facilidad en el pago (64,7%) y por último, lo demandan los clientes (51,5%).

Asimismo, el importe medio de las compras que realizan los clientes según el medio de pago utilizado es un 40,5% superior con tarjeta que en efectivo, siendo el precio promedio del primero 371 euros, frente a los 264 euros del segundo.

Por sectores, donde más generalizado está el uso del plástico es en el sector del comercio, con un 65,8% de empresas que aceptan la tarjeta como medio de pago. Sin embargo, sigue siendo sorprendente que más del 30% de comercios que facturan más de un millón de euros al año sigan sin aceptarla, reconoce Manuel López, director de la firma Inmark.
En segundo lugar, el 58,7% de empresas que forman parte del sector de educación y sanidad admiten su uso. En cambio, los sectores con menos progreso en este aspecto son la construcción, con tan solo un 6,2%, y el de transporte y telecomunicaciones, con un 16,5%.

Los motivos esgrimidos para esta baja penetración son “la falta de formación para facilitar estos medios de pago o los negocios que se cierran en B”, tal y como apunta López. Mientras tanto, Egido, denuncia también “la percepción errónea del coste de los medios de pago” como otro de los problemas.

En paralelo, el uso del plástico por parte de los españoles, también se ha extendido en el sector turístico. La facilidad de pagar con tarjeta y la comodidad de no tener que cambiar la divisa, son entre otras, las razones de su uso. A esto hay que añadir que es un medio de pago que permite llevar un mayor control sobre el gasto.

De acuerdo a los datos de una encuesta realizada por Visa Europe sobre el gasto transfronterizo, el 35% de los turistas españoles planea utilizar tarjetas de débito o crédito para la mayoría de sus pagos en el extranjero.

Nuevos métodos

Según los datos proporcionados por el informe de PwC e IE Business School Los medios de pago, un paisaje en movimiento, las nuevas formas de pago, como PayPal, o el pago por móvil, se están abriendo paso en España, y con ello las operaciones por Internet tienen un crecimiento anual con tasas cercanas al 30%.

Sin embargo, nuestro país sigue estando en este aspecto lejos de otros países de la Unión Europea como los nórdicos o Reino Unido, uno de los mercados desarrollados con más compras online.
Por otro lado, según este informe el efectivo sigue siendo la forma de pago preferida, utilizada por el 100% de los españoles. Por detrás de este, se situarían la tarjeta de débito (90,8%), el pago por transferencia (85,8%) y, en cuarto lugar, la tarjeta de crédito (76,6%).

Normas