Breakingviews

Tímida bienvenida en Hollywood

Hollywood está desenrollando lentamente la alfombra roja a sus nuevos amos digitales. Paramount Pictures, el estudio propiedad de Viacom Sumner Redstone, ofrecerá algunas películas para visionado doméstikco unas dos semanas después de su estreno en cines, en lugar de los típicos tres meses. Es un pequeño paso, pero que al menos reconoce los cambios en los gustos de los consumidores.

Paramount cerró acuerdos con dos de las mayores cadenas de cine norteamericanas, AMC Entertainment y Cineplex, para permitir que las películas de terror Paranormal Activity: dimensión fantasma y Guía Scout para el apocalipsis zombie tengan una transición más rápida fuera de las salas. Los propietarios de los cines han sido comprensiblemente reacios a dar a los clientes más razones para no levantarse de sus sofás.

No ha sido fácil romper el modelo. Como incentivo, Paramount entregará a los operadores de cine algunos ingresos generados por iTunes y otros servicios digitales de descarga. Las cadenas rivales, sin duda, estarán observando, y con el tiempo podrían hacer del acuerdo un éxito de taquilla.

Ir a los cines a ver las películas está pasando de moda. La industria sigue encontrando formas de defenderse mejorando la experiencia con un sonido más agudo, asientos más cómodos o películas en 3D. Aun así, en Estados Unidos y Canadá las ventas de entradas cayeron un 5% el año pasado a 10.400 millones de dólares (unos 9.300 millones de euros), el nivel más bajo en casi dos décadas. Mientras tanto, las ventas en Estados Unidos de entretenimiento en streaming o descargadas crecieron un 30%, de acuerdo con la organización The Digital Entertainment Group.

Podría hacer falta un pionero en problemas como Paramount para sacudir el sistema. Los ingresos en su división de entretenimiento de películas cayeron un 13% el año pasado. Acortar el ciclo de las salas a casa debería ayudar a ahorrar en algunos de los fuertes costes de comercialización para cortejar a la gente y que vaya al cine.

En Hollywood, los hábitos tardan en morir, pero en poco tiempo deberían abrazar los tiempos modernos.

Normas