Pacto postelectoral en Asturias

Llamazares rechaza un gobierno de minoría con Podemos sin el PSOE

El presidente del Principado en funciones y candidato socialista a la reelección, Javier Fernández, y el cabeza de lista de Podemos, Emilio León.
El presidente del Principado en funciones y candidato socialista a la reelección, Javier Fernández, y el cabeza de lista de Podemos, Emilio León.

Podemos e IU celebraron este lunes la primera reunión a puerta abierta para tratar de acercar posturas de cara a un posible pacto para la elección del Presidente. Un encuentro en el que se pusieron de manifiesto las diferencias políticas que a día de hoy hacen difícil un acuerdo de cara a la sesión de investidura.

Así, mientras que Podemos pidió a IU formar un gobierno de izquierdas en Asturias al margen del PSOE, desde IU insistieron en que la prioridad son los acuerdos programáticos previos para lograr un gobierno estable y de mayoría. Por ello, tras pedirle el diputado de Podemos, Emilio León, el apoyo a IU para una posible candidatura, Gaspar Llamazares indicó que “no son partidarios de un gobierno de excepción sino de un gobierno fuerte de cambio”.

“No formaremos parte de un gobierno sin una base fuerte de acuerdo programático”, dijo Llamazares, ante la petición de Podemos de “valentía” para lograr un presidente que no sea del PSOE. “Valentía sí, pero imprudencia no”, ha insistido Llamazares.

“Decepcionados”. Así se mostraron los representantes de Podemos en Asturias el viernes pasado, al hacer públicas las “prioridades” que el PSOE les presentó el día antes para gobernar esta comunidad autónoma. Los socialistas, que se quedaron con 14 escaños, necesitan los nueve de Podemos para lograr la mayoría (23 escaños).

El caso es que la formación morada afirma que estas propuestas están “llenas de flagrantes incumplimientos de antiguos programas electorales”, como la aprobación de una Ley de transparencia y buen gobierno, que “ya estaba en el programa electoral socialista de 2012”.

La formación añadió que el PSOE ha convertido a esta región en “una de las cuatro comunidades más afectadas por la corrupción”, al no haber resuelto “escándalos” como los casos Marea, Villa o Musel. Por esta razón, Podemos criticó las declaraciones del candidato socialista, Javier Fernández, quien había afirmado que “el PSOE asturiano es un modelo de lucha contra la corrupción”.

El camino parece todavía largo para llegar a un entendimiento en una comunidad autónoma cuyo parlamento resulta ser de entre los más fragmentados: el PSOE se estancó con 14 escaños, el PP obtuvo 11, Podemos 9, IU 5, Ciudadanos 3 y el Foro Asturias (FAC) 3.

Normas