Primera comparecencia del jefe del Ejecutivo desde mayo de 2012

Rajoy: “No tengo ninguna intención de hacer cambio alguno en el Gobierno”

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy
El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy REUTERS

El presidente del Gobierno Mariano Rajoy ha comparecido este lunes ante los medios para analizar los resultados de las elecciones municipales y autonómicas. Se trata de la primera aparición desde el 28 de mayo de 2012 cuando anunció que no iba a dejar caer ninguna Comunidad Autónoma.

Rajoy ha comenzado agradeciendo a "los más de seis millones" de votantes que han depositado en el PP su apoyo. Se trata "de la primera formación política de España en los comicios autonómicos y municipales". No obstante, a pesar de ello, el presidente del Gobierno ha reconocido que los resultados conseguidos "no son los que nos hubiera gustado obtener".

En el análisis de los datos, el presidente del Gobierno ha señalado que su partido ha ganado dos puntos y ha cosechado una ventaja de cerca de 400.000 votos respecto al PSOE. Esto le ha permitido ser la lista más vota en 39 de las 50 capitales de provincia y en 9 de las 13 comunidades. A pesar de esto, Rajoy reconoce el desgaste que ha sufrido su partido si se compara con los comicios de 2011. La razón argumentada ha sido la necesidad de sus dirigentes de haber tenido que adoptar decisiones impopulares y muy cuestionadas con el objetivo de evitar la quiebra del país. 

Preguntado por los rumores que existen sobre si se van a producir cambios en el actual equipo de gobierno, Rajoy ha afirmado que no tiene "ninguna intención de hacer cambio alguno en el Ejecutivo".

Para el PP la prioridad es seguir trabajando en la recuperación, la creación de empleo y la mejora del nivel de vida de los ciudadanos. Para conseguir esto, Rajoy considera que es fundamental la estabilidad. Respecto a los posibles pactos que puedan producirse en los próximos días, el presidente ha subrayado la necesidad de que sean "pactos trasparentes y estables" en los que se respete la primacía de la lista más votada. En su opinión, los objetivos que deberían cumplir las futuras alianzas son tres: un control adecuado de las cuentas públicas para reducir la deuda (el objetivo del déficit de este año es un 4,2%), la recuperación económica y la creación de empleo.

Rajoy ha advertido a la presidenta en funciones de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, que el PP no ha vuelto “a saber nada” de ella desde la primera conversación con Juan Manuel Moreno, candidato popular, tras las autonómicas de marzo y le ha advertido de que si necesita su apoyo para ser investida de nuevo presidenta, debe ganárselo.

Al desgaste propio de ser el partido gobernante, Rajoy ha señalado la factura que les ha pasado los casos de corrupción. Asimismo, ante la pregunta de si sigue siendo el mejor candidato para liderar el PP ha respondido que lleva "muchos años en este partido, creo conocerlo bien. Hemos ganado en 2011, estoy muy cómodo con este asunto y la respuesta es sí".

Rajoy ha finalizado su intervención declarando que no tiene nada que añadir en referencia a la autocrítica y se ha mostrado convencido de que los españoles reconocerán el esfuerzo realizado en las elecciones generales. "Hemos gobernado en la etapa más difícil, España estaba a punto de ser rescatada". En su opinión, más preocupante es la situación del PSOE, que a pesar de haber estado en la oposición ha bajado en número de votos. "Un objetivo difícil de lograr", ha apostillado.

Normas