Cinco compañías del Dax con potencial

Valores para apuntarse al rally alemán

Vista general de la bolsa de Fráncfort (Alemania).
Vista general de la bolsa de Fráncfort (Alemania). EFE

Los inversores que aprovecharon las dudas generadas en los mercados europeos a finales de 2011 con la crisis de la deuda de los países periféricos a punto de entrar en plena ebullición y compraron Bolsa alemana, habrían ganado un 92% desde entonces. Los que no hayan puesto a Alemania en su cartera de inversión en estos años aun están a tiempo de hacerlo. “No hay indicio de que haya finalizado la tendencia alcista de la Bolsa alemana”, explica Carlos Fernández, analistas de XTB. La firma de intermediación considera que dado que “en la actualidad no vemos subidas que nos indiquen un fin de tendencia, las correcciones que se produzcan pueden servir para tomar posiciones buscando nuevos impulsos alcistas”.

Tras haber marcado un máximo histórico por encima de los 12.000 puntos en abril, el Dax está en torno a los 11.400 puntos, un 16% por encima de los niveles a los que cerró 2014. Y es que el índice alemán está compuesto por compañías exportadoras que en los últimos meses están sacando partido de la debilidad del euro respecto al dólar. También les afecta cuando esa depreciación se frena y el euro recupera terreno, como se ha visto estos días –el euro llegó a subir ayer a 1,14 dólares, niveles del pasado febrero–, si bien las previsiones manejadas por los analistas para los próximos meses apuntan hacia la paridad.

Muchos inversores alemanes que estaban en renta fija han optado por la renta variable dada las rentabilidades negativas de la deuda pública alemana, tal y como recuerda Diego Jiménez Albarracín, responsable de RV del Centro de Inversiones de Deutsche Bank.

Desde la firma alemana muestran sus preferencias hacia este mercado –actualmente tienen un objetivo de Dax para final de año en 11.800 puntos– entre otras razones por las previsiones de alcanzar la paridad entre el euro y el dólar lo que beneficiaría a las empresas alemanas y por las optimistas previsiones económicas que se manejan para la economía germana, y a pesar de que el crecimiento se haya enfriado en el primer trimestre con un alza del PIB del 0,3%. Aquí va una selección de valores con los que seguir apostando por el Dax.

Bayer

La empresa farmacéutica no está entre las más alcistas del año en el índice alemán Dax Xetra pero acumula una rentabilidad de dos dígitos en lo que llevamos de 2015. Es uno de los valores que forma parte de la cartera modelo europea de Bankinter. La firma de análisis de esta entidad destaca la mejora de sus previsiones para el ejercicio 2015 tanto en ingresos como en Ebitda (beneficios antes de impuestos, intereses y amortizaciones) en todas sus divisiones.
“La fortaleza del dólar, el bajo coste sus materias primas y el aumento de la demanda de policarbonato deberían traducirse en ampliaciones de sus márgenes”, explica Bankinter.
El fabricante de aspirinas cuenta con buenas recomendaciones por parte del consenso de analistas de Bloomberg:el 47,4% recomienda comprar al tiempo que el 39,5% aconseja mantener en cartera.

BMW

El sector automovilístico es el ganador del Stoxx 600 en lo que llevamos de año, con una rentabilidad del 25%. Dentro de este sector, los tres grandes gigantes automovilisticas alemanes brillan con fuerta. BMW es uno de estos gigantes. Con una rentabilidad del 15% desde enero, las acciones del grupo germano ofrecen un potencial del 13% a 12 meses. “Pertenece a un sector que lo va a a seguir haciendo bien. Tener una divisa débil está ayudando mucho a estas compañías tan exportadoras”, explica Fernando Hernández, analista de Andbank.
La compañía, que ayer pagó un dividendo único de 2,90 euros por acción, ofrece una rentabilidad por dividendo del 2,85%. Bankinter cuenta con este valor dentro de su cartera modelo de valores europeos por, entre otras razones, el crecimiento de ventas que la compañía experimenta en todos sus principales mercados y por una mejora de ingresos en todos sus segmentos, que se mantendrá en próximos trimestres.

Basf

El deterioro de las divisiones de petróleo y gas, penalizadas por los bajos precios de ambas materias primas, ha sido neutralizado en los resultados del primer trimestre del año por la considerable mejora de las todas las divisiones en general.

En las últimas semanas, la empresa química ha decidido desprenderse de parte de su negocio ‘farma’, valorado en 270 millones de dólares a Siegfried Holdings. Con esta decisión estratégica, Basf pretende centrarse en el ‘core expertise’ de su negocio, centrado en la fabricación del Ibuprofeno y del Omega 3, donde la compañía tiene una posición de liderazgo. Todo ello se ha venido reflejando en la evolución bursátil de Basf que gana un 21% en lo que llevamos de año. Todavía tiene recorrido según el consenso de Bloomberg. Actualmente la compañía, que cotiza en torno a los 84 euros, podría llegar a superar los 100 según algunas firmas de análisis.

Fresenius

Fresenius es al mercado alemán lo que Grifols al español. Se trata de una importante compañía médica y de tecnología sanitaria, cuyas acciones se han revalorizado más de un 25% en lo que llevamos de año. Esta buena evolución se debe en parte a los resultados registrados en el primer trimestre, período en el que la compañía ha ganando 292 millones de euros, un 28 % más que en el mismo periodo de 2014. La filial de servicios de diálisis Fresenius Medical Care contribuyó notablemente al beneficio en el primer trimestre con 210 millones de euros, según recuerdan fuentes de mercado.

En la última presentación de resultados, Fresenius revisó al alza sus pronósticos de beneficio y prevé ahora una subida de entre el 13 y el 16%, frente a la horquilla entre el 9 y el 12% previstos anteriormente.

Daimler

Los próximos trimestres se presentan con buenas perspectivas para Daimler tras arrancar el año con buenos resultados. Los ingresos subieron un 16% al tiempo que el Ebitda (beneficio antes de impuestos, intereses y amortizaciones) creció un 63% y el beneficio neto, un 90%. “La debilidad del euro y la buena marcha de su marca Mercedes respaldarán la evolución de la compañía en los próximos trimestres”, explican desde Bankinter.

La compañía es una de las más recomendadas del Dax Xetra: el 63% del consenso de mercado tiene recomendaciones de compra al tiempo que el 29% aconseja mantener en cartera y únicamente el 8% cree que ha llegado e momento de deshacer posiciones. Además, cuenta con una política de dividendos atractiva desde que en el año 2011 recuperó el pago de la retribución en efectivo omitido un ejercicio antes. Su rentabilidad por dividendo está en línea con la del índice, en torno al 3%.

Normas
Entra en El País para participar