Le impone una fianza de 1.000 millones

La justicia francesa investiga a HSBC por presuntos delitos fiscales de su filial suiza

Logo de HSBC
Logo de HSBC REUTERS

La Justicia francesa ha puesta en marcha una investigación penal contra HSBC por presuntos delitos fiscales de su filial suiza en 2006 y 2007 y le ha impuesto una fianza de 1.000 millones de euros, según informó la entidad en un comunicado.

La entidad fue informada este miércoles 8 de abril de la decisión de los jueces franceses de iniciar una investigación penal formal ('mise en examen') contra ella por la conducta de su filial HSBC's Swiss Private Bank, que el pasado año fue acusada de fraude fiscal y blanqueo de capitales.

HSBC Holdings considera que la decisión de los magistrados franceses “no tiene ninguna base legal”, así como que la fianza de 1.000 millones de euros impuesta es “injustificada y excesiva”.

Por ello, el banco anuncia su intención de recurrir la decisión de la Justicia gala y asegura que se defenderá “enérgicamente” en cualquier procedimiento judicial futuro.

Las autoridades francesas iniciaron el pasado mes de noviembre una investigación formal sobre filial suiza de banca privada del banco británica, a la que acusaban de fraude fiscal y blanqueo de capitales tras haber ayudado presuntamente a sus clientes a evadir impuestos entre 2006 y 2007.

La apertura de esta investigación formal, que se suma a la iniciada previamente por las autoridades belgas, se produjo como consecuencia de la entrega a las autoridades francesas en 2010 de datos personales sustraídos de los clientes de la entidad.

Normas
Entra en El País para participar