La aseguradora obtuvo en 2014 un beneficio de 222,8 millones

Mutua Madrileña ganó un 14% más por la bajada de la prima de riesgo

El presidente de Mutua Madrileña, Ignacio Garralda.
El presidente de Mutua Madrileña, Ignacio Garralda.

Mutua Madrileña obtuvo el año pasado un beneficio atribuido de 222,8 millones de euros, lo que representa un 13,7% más que el ejercicio anterior. Aunque la mejoría del negocio asegurador ha sido la tónica en todos los ramos donde opera la compañía, el factor que más ha impulsado los resultados de 2014 fue la buena evolución de la deuda pública española (muy apreciable en el notable descenso de la prima de riesgo), que ha llevado a la firma a apuntarse un resultado bruto de 215 millones de euros por inversiones financieras. Esta cifra es, incluso, ligeramente superior a la obtenida en el negocio asegurador, 203 millones de euros (195 millones en el negocio de no vida y 8 millones en el de vida). 

La compañía descarta personarse en el caso Bankia

M. M. M.

El presidente del Grupo Mutua Madrileña, Ignacio Garralda, ha descartado demandar a Bankia, tras las pérdidas sufridas por la inversión realizada por la aseguradora en la salida a Bolsa de la entidad. La compañía invirtió 25 millones de euros en la OPV, pero fue vendiendo progresivamente y tan solo sufrió unas pérdidas de 2,5 millones. Garralda recordó durante la presentación de resultados que esas minusvalías se vieron compensadas con la rebaja de la prima de riesgo que se produjo tras el debut bursátil de Bankia, muy demandado por inversores internacionales para despejar dudas sobre la salud del sistema financiero español. Esa mejoría de la prima de riesgo reportó al grupo Mutua Madrileña la revalorización de su cartera de bonos por un importe cercano a los 100 millones de euros. Según el presidente de Mutua, en aquella época era muy importante salir a Bolsa para recuperar la confianza de los inversores extranjeros en la economía española.

La partida de inversiones financieras recoge fundamentalmente la revalorización de instrumentos de deuda, mayoritariamente bonos y letras emitidas por el Tesoro Público, que han seguido una senda muy positiva desde que el Banco Central Europeo (BCE) se comprometió a respaldar a toda costa la integridad de zona euro. Los resultados de inversiones se incrementaron un 38,7% respecto a los obtenidos en 2014.

Otro de los factores que ha contribuido al crecimiento del beneficio de Mutua Madrileña es la buena marcha de una de sus filiales, SegurCaixa Adeslas, donde controla el 51% (el resto del capital de la joint venture corresponde a VidaCaixa, filial del CaixaBank). Adelas mejoró su beneficio neto un 23,5% el año pasado, lo que ha permitido a Mutua anotarse 72 millones. Esta división del negocio supone ya un tercio del beneficio del negocio asegurador.

El presidente de Mutua Madrileña, Ignacio Garralda, calificó los resultados de SegurCaixa Adelsas como "gloriosos", y alabó la potencia comercial de su socio. "La red de sucursales de La Caixa es la más potente del país y su modelo de bancaseguros se ha demostrado como el más exitoso".


Desglose de los resultados

Respecto al negocio asegurador gestionado, los ingresos por primas del grupo alcanzaron los 4.165,5 millones de euros el pasado ejercicio, lo que supone un crecimiento del 7,5%. En el negocio de no vida, los ingresos por primas subieron el 6,7% hasta los 3.927,3 millones de euros (especialmente por el empuje del seguro de salud), en tanto que en vida aumentaron el 21,8%.

Por ramos, el segmento de autos se mantuvo estancado, ya que los ingresos por primas alcanzaron los 1.237 millones de euros, apenas el 0,3% más. Garralda ha recordado en rueda de prensa que el sector registró una evolución peor en autos, en concreto, un descenso medio del 1,39%.

Para Garralda, 2014 “ha sido un año magnífico en todos los epígrafes”, puesto que hemos crecido en todos los ramos y esperamos seguir creciendo en 2015” y, además, el negocio asegurador continuará recuperándose. "Por ello deberíamos ser capaces de crecer de forma sostenida en los próximos años, pese a la tensión que supondrá para los márgenes el previsible incremento de la siniestralidad que se prevé como consecuencia de la mejora económica", apuntó.

De momento, la Mutua cerró 2014 con un ratio de siniestralidad del 78,3% en no vida, casi dos puntos porcentuales menos que el año anterior, mientras que en el ramo de autos la tasa se situó en el 80,3%. Un nivel alto, por la política de permitir a los mutualistas dar tres partes al año, pero más baja que el 81,1% de 2013.

Para crecer de forma rentable Mutua Madrileña quiere poner el foco en las nuevas tecnologías, por lo que el grupo ha puesto en marcha un plan estratégico de tres años en el que impulsara la digitalización con una inversión de en torno a 15 millones de euros en total. Uno de los canales concretos donde se potenciará esta vía es la venta de seguros de vida riesgo a través de internet. El plan estratégico también contempla que el 40% de las nuevas contrataciones de pólizas de auto se hagan online en 2017, frente al 30% actual.

En el ramo de hogar, Mutua obtuvo unos ingresos de 420,1 millones, el 15% más y elevó la cifra de asegurados el 17%. En salud, el grupo reforzó su liderazgo en 2014 a través de Adeslas, con un volumen de primas de 2.001,6 millones de euros, casi el 6% más que en 2013 y el doble del crecimiento del sector, lo que le permitió elevar su cuota de mercado hasta casi el 28%.

Normas