Por una demanda más débil de lo esperado

Intel cae un 4,7% en Bolsa tras reducir su previsión de ingresos en casi 900 millones

Las acciones de Intel cayeron un 4,7% tras anunciar la compañía una nueva previsión de ingresos para el primer trimestre del año que implica reducir en 900 millones de dólares (unos 849 millones de euros a tipos de cambio actual) las estimaciones anteriores.

El fabricante estadounidense de microprocesadores ha indicado que espera unas ventas para los tres primeros meses del año de 12.800 millones de dólares (12.084 millones de euros), con una posible variación de unos 300 millones de dólares (280 millones de euros), frente a los 13.700 millones de dólares (12.935 millones de euros) que pronosticó previamente, variables en unos 500 millones de dólares (471 millones de euros).

La firma californiana ha indicado que el cambio en la perspectiva de ingresos se debe a una demanda más “débil” de lo esperado en ordenadores de escritorio dentro del segmento de negocios y niveles de inventario más bajos de lo previsto en toda la cadena de suministro.

La compañía considera que la disminución de pedidos y los cambios en la demanda se deben a una menor actualización de equipos en pequeñas y medianas empresas y a un entorno macroeconómico y monetario desafiante, sobre todo en Europa.

La compañía prevé que el punto medio del rango de margen bruto se mantenga en el 60%, con una posible variación de un par de puntos porcentuales, ya que el menor volumen de ventas de ordenadores en unidades se verá compensado con un aumento de los precios de venta medios.

Las previsiones para I+D, el gasto en el capítulo de fusiones y adquisiciones y en depreciación en el primer trimestre se mantienen sin cambios, mientras que el resto de las previsiones se han retirado y se actualizarán con la presentación de resultados del primer trimestre el próximo 14 de abril.

 

Normas