Garicano cree que las medidas son "puro subsidido y parches para la galería"

Ciudadanos tilda el discurso de Rajoy de “coletazo de un bipartidismo decadente”

El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera.
El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera.

Han actuado de comprimarias. Carecen de representación parlamentaria pero, como convidadas de piedra que son, estuvieron presentes en el último debate sobre el estado de la nación de la legislatura y, si se cumplieran los vaticinios de las encuestas, también del sistema bipartidista. Podemos y Ciudadanos, que el último sondeo de Metroscopia sitúa como primera y cuarta fuerza política del país, respectivamente, hicieron públicas sus valoraciones sobre el primer día de debate, protagonizado por el cara a cara entre el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y el líder de la oposición, el secretario socialista, Pedro Sánchez.

Por la tarde, Albert Rivera se ha reunido con los demás responsables de la formación que preside, Ciudadanos, para ofrecer su interpretación del debate. Rivera, cuya actuación política es aprobada por el 49% de los encuestados (justo por debajo del Rey, que obtiene el 71% del consenso), ha lamentado la “nula humildad y capacidad de autocrítica” de Mariano Rajoy y ha desconfiado de las propuestas económicas que ha planteado.

“El PP anuncia cosas pero luego no las hace. Dijo que bajaría los impuestos y los subió, y que no haría recortes sociales y los ha hecho”, ha criticado en una rueda de prensa, en la que ha destacado que el jefe del Ejecutivo ha laminado su credibilidad por sus falsas promesas a lo largo de la legislatura.

Para Rivera, el discurso del presidente ha significado “el último coletazo de un bipartidismo decadente”, y ha lamentado que Rajoy haya decidido incorporar propuestas económicas planteadas por Ciudadanos solo al final de su mandato, como por ejemplo la ley de segunda oportunidad. “Lo ha hecho tarde y mal. A diferencia de Ciudadanos, el PP hace anuncios y luego no los cumple”. El líder de la formación ha augurado que buena parte de los españoles penalizarán las políticas del Gobierno en las próximas elecciones apostando por un cambio.

Ha definido la intervención de Rajoy de “poco realista por proclamar que la crisis ya es historia” mientras 7,5 millones de trabajadores en España son pobres, 4,5 están en paro y dos más no reciben ningún ingreso porque han agotado todas sus prestaciones.

Para Rivera, “la única solución es la democracia o la ruptura”, y ha confiado en que los españoles elegirán la primera opción en las elecciones, en las que ha pronosticado una caída de PP y PSOE por el anhelo de los ciudadanos de acabar con el bipartidismo. También ha esperado que ambos partidos “serán capaces de cambiar, por el bien de los españoles”, y ha puesto esta condición para que su formación pueda llegar a futuros pactos con ellos.

Algo más incisivo se mostró el economista Luis Garicano, uno de los responsables del programa económico de Ciudadanos. “Es un cumplido que nos dedique su discurso. Pero las ayudas propuestas son puro subsidio y parches para la galería”, escribió en su perfil de Twitter.

Normas