Iván Martín, exgestor de Santander, presenta su proyecto

Magallanes inicia su ruta con Bestinver como faro

Iván Martín, director de inversiones de Magallanes
Iván Martín, director de inversiones de Magallanes

Una nueva gestora ha llegado al mercado español de fondos de inversión con el ánimo de emular la aventura que inició Francisco García-Paramés hace años en Bestinver. Magallanes Value Investor es el nuevo proyecto de Iván Martín, el que fuera gestor estrella de Bolsa española de Santander Asset Management.

La gestora ha visto la luz después de meses de trámites hasta recibir el visto bueno de la CNMV, en la que ha registrado los dos fondos con los que ha comenzado su andadura, uno de Bolsa ibérica –Magallanes Iberian Equity– y otro de Bolsa europea –Magallanes European Equity– en los que Martín aplicará su máxima de gestión, el estilo value, por el que “buscamos compañías que cotizan con descuento, buenas compañías que están baratas y en las que invertir con un horizonte de largo plazo”, mínimo de cinco años, según explicó ayer en una presentación a la prensa.

Martín, que también invierte su patrimonio personal en los dos fondos citados, es el director de inversiones de la gestora, cuya consejera delegada es Blanca Hernández, empresaria de la familia Hernández-Callejas, vinculada a Ebro Foods y cuyo patrimonio familiar prevé trasladar en breve a Magallanes.

La nueva gestora lanzó sus fondos el pasado 9 de enero y desde entonces ha captado 43 millones de euros en el ibérico y 103 millones en el europeo. La idea es que el patrimonio no vaya más allá de los 500 millones de euros para el Magallanes Iberian Equity y de los 2.000 millones en el European Equity. “El tamaño puede llegar a perjudicar el rendimiento del fondo”, defendió Hernández.

Las carteras de ambos fondos aún están en proceso de construcción, con un nivel de inversión actual del 53% y que llegará en su momento álgido al 75%, con el porcentaje restante en posición de liquidez. Martín mostró su preferencia por los valores de pequeña y mediana capitalización, poco seguidos por los analistas. La cartera del fondo ibérico cuenta ahora con 22 valores –no superará los 25– de los que cinco son portugueses, entre ellos Sonae. La mitad de ellos tienen una capitalización inferior a los 1.000 millones de euros. El fondo europeo está ahora compuesto por 27 valores, que llegarán a la treintena.

“La medida reina para seleccionar una empresa es su rentabilidad por flujo de caja”, señaló Martín. Sus fondos tienen valores con una media de rentabilidad del 8% y con un ratio de deuda neta de dos veces ebitda o inferior. “Su valor teórico está de media un 40% por encima del precio de mercado, tenemos valores que valen el doble”, explicó Martín, argumentando su preferencia por compañías que cotizan claramente con descuento y sin olvidar que el entorno de mercado que ha creado el plan de compras masivas del BCE, con una elevada liquidez que impulsa las compras, “ralentiza la construcción de la cartera”.

80% de family office

Hasta el momento, el 80% de los clientes de Magallanes son patrimonios familiales o family office, para los que la comisión de los fondos es del 1,25%. Para los pequeños inversores particulares –que pueden contratar los fondos a través de las plataformas de Tresis, Inversis y previsiblemente Allfunds–, la comisión es del 1,75%, sinque haya en ningún caso comisión de suscripción ni tampoco de reembolso.

Los planes de Magallanes para este año pasan por el lanzamiento de un vehículo en Luxemburgo y de un fondo de pensiones. La gestora ha registrado sus dos fondos en la CNMV con la denominación de fondo de autor, bajo el sello de Iván Martín, y está a la espera de completar su equipo con el fichaje de un nuevo gestor o analista.

“El referente en la gestión value ha sido Paco”, señaló Martín en alusión a Francisco García-Paramés, exgestor de Bestinver. Al igual que Blanca Hernández, Martín reconoció su influencia en la creación de Magallanes.

Normas