Hidalgo responde a Fomento "no se que bajadas nos piden"

Air Europa contesta al Gobierno que va peor a pesar de la caída del crudo

Juan José Hidalgo, presidente de Air Europa.
Juan José Hidalgo, presidente de Air Europa.

El presidente de Globalia, Juan José Hidalgo, dijo este jueves que “le parece muy bien” que la ministra de Fomento, Ana Pastor, quiera que las aerolíneas bajen sus tarifas y aseguró que “estamos en esa línea”.

Hidalgo confirmó que acudirá a la reunión convocada por Pastor el próximo 22 de enero y que lo hará para “poner las cuentas encima de la mesa y aclarar la situación que tenemos”.

A este respecto, aseguró que en Air Europa se pueden encontrar actualmente ofertas de hasta el 200% en algunas rutas. “No sé que más bajadas nos van a pedir”, apostilló. “Le explicaremos los pros y los contras”, prosiguió Hidalgo, quien recordó que el 80% de las compañías tienen comprometido gran parte del fuel, el 75%, que consumirán en los próximos meses.

Además, explicó que en el caso de Air Europa ha realizado ya un pago anticipado de más de 70 millones por el riesgo de su seguro de combustible. Por todo ello, aseguró que la compañía no se está beneficiando de momento de la bajada del petróleo, ya que sus resultados en noviembre y diciembre son peores que los del año anterior. 

La aerolínea Air Europa anunció hoy un pedido de catorce aviones Boeing 787-9 Dreamliner que tiene un valor superior a los 3.000 millones de euros a precios actuales, y que representa el encargo más grande que ha realizado una compañía aérea española en la historia de Boeing.

Con este nuevo pedido, firmado el pasado diciembre, Air Europa tiene un total de 22 aviones 787-8 y 787-9 encargados, lo que sitúa a la compañía del grupo Globalia en la tercera posición dentro de Europa, según ha confirmado el vicepresidente adjunto y director comercial de Boeing Commercial Airplanes, Ricardo Cavero.

Como acompañamiento a este nuevo pedido, la aerolínea anunciará en el corto plazo un plan de crecimiento en el área de mantenimiento, ha anunciado hoy el presidente del grupo Globalia, Juan José Hidalgo.

La compañía se ha fijado como objetivo crecer este año un 20 %, en 2016 un 30 % y en 2017 otro 20 %. Para 2015 la aerolínea no abrirá nuevas rutas, pero sí crecerá operando más frecuencias y apostando con fuerza por las rutas de Miami.

Estos nuevos aviones van a empezar a utilizarse en la ruta de Miami. De hecho, con estos nuevos aviones Air Europa podrá reducir en 2 horas (uno de ida y otro de vuelta) los vuelos a Miami o a Santo Domingo.

Los Boeing 787-8 se destinarán a los aeropuertos más dificultosos y los 787-9 a los aeropuertos más masivos. El aumento de capacidad que llevan consigo estos nuevos aviones permitirán incorporar en 2016 a un mínimo de 80 personas en los aviones más grandes y cerca de 300 pasajeros en 2017.

Los primeros Dreamliner comenzarán a llegar a partir de 2016, lo que permitirá a Air Europa crecer, tanto en número de vuelos como en destinos, en torno a un 50 %, como ha comentado hoy el presidente de la compañía, Juan José Hidalgo.

Gracias a este anuncio, Hidalgo ha subrayado que Air Europa se convertirá de largo en la aerolínea con la flota más moderna del mundo, ya que cree que este nuevo modelo de Boeing no será superado hasta pasados unos 20 años.

La llegada de estos nuevos aviones va a facilitar la apertura de nuevas rutas. En 2016 se van a abrir 5 destinos, entre los que ha citado Santiago de Chile, Colombia, México DF, o Quito, y en 2017 se abrirán como mínimo otras 3 rutas ya que llegan otros 3 aviones nuevos.

También se potenciarán los vuelos a Sao Paulo, a Nueva York o a Tel Aviv desde Madrid, así como alguna ruta pequeña en Europa, mientras que las rutas que se han abierto se van a mantener.

Una vez que logre los permisos, la compañía conectará también Miami con Cuba, aunque con aviones pequeños.

El primer pedido de Boeing 787 efectuado por la aerolínea se realizó hace 14 años, ha añadido Hidalgo, que asegura que no le gusta volar con aviones de más de 12 años.

El 787-9 complementa y amplía la familia 787. Con un fuselaje de 6 metros más largo que el 787-8, el 787-9 permitirá aumentar hasta en 40 el número de pasajeros con una autonomía adicional de 830 kilómetros y lograr un 20 % menos en consumo de combustible y de emisiones.

Rolls-Royce ha sido la firma elegida por Air Europa para suministrar sus motores Trent 1000 y servicios por un importe total de 848 millones de euros. La aerolínea ya tiene bajo pedido 8 aviones 787-8 propulsados por estos motores que entrarán en servicio en 2016. Con este nuevo pedido anunciado hoy, Rolls-Royce aumentará su cartera de pedidos en más de 500 millones de euros.