El 61% de las franquicias necesitan menos de 60.000 euros de inversión

¿Es la franquicia una buena salida laboral?

¿Es la franquicia una buena salida laboral?

Cuando una puerta se cierra, una ventana se abre. Al menos ese es el pensamiento positivo que sería el ideal cuando las posibilidades laborales escasean o se ven truncadas. Los datos indican que se está produciendo una bajada del número de parados en España. Según los últimos datos dados a conocer por el Ministerio de Trabajo en relación al cierre de 2014 el número de desempleados ha caído en 2014 en 253.627 personas, lo que cifra el número total de desempleados en 4.447.711 personas.

A pesar de ello, aún son muchas las personas que están en busca de un futuro laboral que les permita poder ingresar una nómina en el hogar y poder así asegurar un futuro que huya de las dificultades económicas. Por ello valorar cualquier alternativa es importante. La franquicia puede ser una opción al alcance y por lo tanto el autoempleo ser la solución laboral que se busca y necesita. En palabras de Xavier Vallhonrat, Presidente de la Asociación Española de Franquiciadores (AEF), el 2014 ha sido un buen año en el que según dice “el sistema de franquicias ha salido reforzado y fortalecido”. Además apunta a que “es innegable que la franquicia vive ahora una etapa de mucho mayor reconocimiento y protagonismo, especialmente al potenciarse su utilidad para el autoempleo”.

¿Cuánto se necesita para iniciar el negocio?

La inversión necesaria para poner en marcha una franquicia puede ser el primer escollo. Si bien es verdad que según el tipo de franquicia se requerirá una inversión inicial mayor o menor, es importante contar con la financiación para el negocio. Según el informe La franquicia en Cifras 2014 elaborado por Mundo Franquicia la inversión media de una franquicia es de 69.848 euros. Apuntan que el 61% de las enseñas requieren de una inversión no superior a los 60.000 euros y que el 25% de las franquicias necesita de entre 60.000 a 180.000 euros para su puesta en marcha. Tan solo el 5% de las franquicias necesitan de entre 180.000 a 300.000 euros.

Ya que en este país la financiación ha sido una gran barrera para los emprendedores, las franquicias han reducido la cuantía del derecho de entrada a su franquicia, algunas cadenas incluso han optado por anular el pago de acceso. Por ello, el 75% de las cadenas piden un derecho de entrada menor a 18.000 euros. Únicamente el 5% de las franquicias exigen derechos de entrada por encima de los 30.000 euros según el informe de Mundo Franquicia.

Según este mismo informe, lo que más cuesta a la hora de establecer una franquicia es la adecuación del local. Esta partida suele ser la más elevada. Solo el 7% de las cadenas no requieren local, el 34% de las franquicias necesitan un local de hasta 50 metros cuadrados y el 30% precisa de un local de 50 a 100 metros cuadrados.

¿Qué sector aglutina más franquicias?

Las franquicias que requieren una menor inversión y una menor superficie para el local son aquellas en las que será más fácil invertir a nivel de financiación. Pero si hay sectores en los que el número de franquicias es mayor, esos son el de la alimentación, el de la hostelería y restauración, el de las agencias de viaje y el de la moda.

Sea cual sea el sector elegido, es muy importante valorar qué alternativas hay disponibles dentro de ese sector y asesorarse muy bien de todos pormenores del negocio. Es recomendable optar por un negocio y una marca que se encuentre ya consolidada en el sector y que por lo tanto se sepa que funciona. El negocio puede ser visto como una inversión o como una opción de emprendimiento.