Diciembre negro para la facturación del juego en la ciudad china

Los casinos de Macao pierden brillo

Uno de los casinos más emblemáticos de la ciudad china de Macao.
Uno de los casinos más emblemáticos de la ciudad china de Macao. Reuters


 

Los casinos de Macao registraron su peor año, poniendo fin a una década de expansión que convirtió el antiguo enclave portugués en el mayor centro de juego del mundo. Los ingresos de estos establecimientos del juego de la ciudad cayeron el 2,6% a 351.500 millones de patacas (44.000 millones de dólares) el año pasado, después de registrar una caída récord del 30,4% en diciembre, según cifras del juego de Inspección y Coordinación del juego de Macao. Este recorte está en línea con las previsiones que manejaban los analistas de Bloomberg que preveían una caída del 2% para todo el ejercicio.

Macao, que tiene estatus administrativo especial -como Hong Kong-, es el único lugar en China donde están permitidos los casinos y no atraviesa por uno de sus mejores momentos. Según señalan los expertos, se debe a, entre otras razones, una campaña puesta en marcha por el gobierno desde Pekín.

La llamada del presidente chino, Xi Jinping, para coger a “tigres y moscas” en una campaña contra la corrupción y el débil crecimiento económico significan que Macao se enfrentará a una disminución de ingresos por lo menos hasta mediados de 2015, según los expertos consultados.

La represión ha disuadido a los grandes jugadores que representan dos tercios de los ingresos de casinos de Macao, y ha penalizado en Bolsa a compañías como Wynn Macau y SJM Holdings, lo que supone una caída de la capitalización bursátil de 73.000 millones de dólares de estas compañías.

“El apogeo VIP ha terminado”, dijo Philip Tulk, analista de Standard Chartered en Hong Kong. “La represión contra la corrupción no parece ser un fenómeno a corto plazo”. Xi ha instado a la ciudad a que diversfique su economía y logre transformarse en un centro turístico y de ocio global ampliando su oferta de otro tipo de entretenimientos como teatros.

Esta caída en los ingresos de los principales casinos de Macao se ha trasladado a la evolución bursátil de los mismos. Así, Sands China y Galaxy Entertainment Group ocuparon los puestos de segundo y tercer valor, respectivamente, más penalizados del índice Hang Seng en 2014 con caídas del 37% y 35%. Estas caídas en 2014 chocan con las fuertes revalorizaciones registradas en años anteriores. En el caso de Sands China, sus acciones se revalorizaron un 93% en 2012 y un 61% en 2013, al tiempo que su rival subieron un 129% y un 113%, respectivamente en el mismo período.

Diciembre negro

El mes de diciembre pasado fue muy negativo para la facturación de los casinos teniendo en cuenta que los ingresos cayeron hasta las 23.300 millones de patacas.

Con este descenso, se suman siete meses consecutivos de caídas y regitra el mayor recorte mensual desde 2005. En cuánto a los datos del ejercicio completo, Macao ha publicado la cifra de ingresos más baja desde la registrada en 2002. Como la única ciudad china donde el juego de casino es legal, Macao ha visto los ingresos de la industria expandirse 8,5 veces desde la apertura de su primer casino extranjera propiedad del multimillonario Sheldon Adelson en el año 2004.

Será difícil para los casinos de Macao ver un “mejor avance” en el año 2015 teniendo en cuenta los ajustes de los que está siendo objetio el sector. Aaron Fischer, un analista de CLSA, con sede en Hong Kong, recuerda que “2010 y 2011 tenían excepcionalmente altas tasas de crecimiento. Es difícil que Macao vea estas tasas de crecimiento en el medio plazo”.

Según datos del Gobierno de Macao, los ingresos correspondientes al juego aumentaron un 58% y 42%, respectivamente en 2010 y 2011.