Nuevo mecanismo de liquidez con tipos de interés cero

Fondo de apoyo a los ayuntamientos de 820 millones

El presidente de la Federación de Municipios y Provincias (FEMP), Íñigo de la Serna, en una imagen de archivo.
El presidente de la Federación de Municipios y Provincias (FEMP), Íñigo de la Serna, en una imagen de archivo. EFE

El Gobierno va a poner a disposición de las entidades locales que ya se hayan acogido previamente al Plan de Pago a Proveedores un nuevo mecanismo de apoyo a la liquidez para hacer frente a sus deudas, que estará dotado inicialmente con 820 millones de euros y que contará con un tipo de interés 0 en el año 2015.

Así lo han anunciado el secretario de Estado de Administraciones Públicas, Antonio Beteta, y el presidente de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP), Íñigo de la Serna, tras la Comisión Nacional de la Administración Local (CNAL) celebrada hoy es en el Ministerio de Hacienda.

Este fondo de apoyo a la liquidez se subdivide a su vez en dos grupos, en función de la situación financiera de la entidad local. Así, los ayuntamientos cumplidores en términos de deuda, déficit y periodo medio de pago, que son alrededor de 700, podrán recurrir al denominado fondo de impulso económico, dotado con 130 millones de euros, que podrán destinar a realizar inversiones sostenibles, con tipo de interés del 0% en 2015.

Por su parte, los ayuntamientos incumplidores podrán acogerse al bautizado como fondo de ordenación, dotado con 690 millones de euros. Este fondo prevé dos escenarios, el primero de ellos dirigido a alrededor de 233 entidades locales que tienen “auténticos problemas” en materia de deuda y déficit público. Para ellos, Hacienda podrá a su disposición 364 millones de euros.

El segundo escenario está destinado a los ayuntamientos de más de 75.000 habitantes que incumplan el periodo medio de pago a sus proveedores. En esta situación se encuentran 14 municipios, que podrán disponer de 326 millones de euros a un tipo de interés del 0%. No obstante, el número de ayuntamientos beneficiados podría aumentar porque hay 13 de los 144 incluidos en este grupo que todavía no han remitido información acerca de su periodo medio de pago.

En total, este nuevo fondo de apoyo a la liquidez de los ayuntamientos estará dotado con 820 millones, aunque según ha afirmado De la Serna, podría llegar hasta los 1.000 millones, tal y como les ha trasladado el Gobierno. Asimismo, el presidente de la FEMP ha reconocido que el fondo estará sujeto a “una determinada condicionalidad”, que tendría que ver con el suministro de información, si bien ha celebrado la medida, porque va a suponer “un nuevo balón de oxígeno a la hora de no contar con intereses”.

FLA social

Asimismo, el Gobierno ha confirmado a la FEMP de que se va a poner en marcha el denominado FLA Social, que estará dotado con entre 900 y 1.500 millones de euros, y que servirá para que las Comunidades Autónomas salden sus deudas con ayuntamientos relativas a la prestación de servicios sociales.

Además, para aquellas que decidan no acogerse a este mecanismo, que es voluntario, el Gobierno aprobará el próximo viernes la modificación de la ley orgánica de financiación de Comunidades Autónomas, que permitirá al Estado retener a las autonomías las cantidades que adeudan a los ayuntamientos por la prestación de estos servicios.

“El Gobierno ha atendido la petición de los ayuntamientos, y quiere resolver un problema que en estos momentos puede estar produciéndose, que determinadas Comunidades Autónomas que tengan suscritos acuerdos con entidades locales en temas sociales no estén cumpliendo con las obligaciones de pago, y no estén pagando por la prestación de esos servicios”, ha explicado De la Serna.

Así, el presidente del FEMP ha celebrado que se trata de una medida “enormemente positiva” porque sitúa a las entidades locales “en un plano de igualdad con las Comunidades Autónomas”, y que lo hace “en un aspecto muy sensible como es garantizar la prestación de servicios sociales”.

Asimismo, De la Serna ha informado de que la Federación que preside va a colaborar con el Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas para “hacer un barrido por todos los Ayuntamientos y conocer los convenios que están sin pagar”.

Hacienda y los ayuntamientos también han acordado ampliar a un plazo de diez años la devolución de la liquidación negativa que se produjo en 2013, y para la cual el plazo fijado era de tres años. El objetivo de esta medida es, de nuevo, dotar de liquidez a las entidades locales.

Asimismo, la FEMP ha vuelto a solicitar al Gobierno la flexibilización del techo del gasto de los ayuntamientos, petición que, según De la Serna, el Ejecutivo sigue analizando. Tampoco se ha cerrado un acuerdo sobre la posibilidad de que las entidades locales puedan invertir su superávit de 2014 en 2015, como ya hicieron el año pasado.