La eléctrica gana 70.000 nuevos accionistas con la colocación

Endesa fija en 13,5 euros el precio de su OPV

Borja Prado, presidente de Endesa.
Borja Prado, presidente de Endesa.

Endesa cotiza con subidas tras la OPV. La acción sube un 2% hasta los 14 euros en el primer día de cotización de los nuevos títulos, 232 millones de acciones que fueron asignadas ayer en el cierre de la OPV por la que Enel ha vendido el 22% del capital. Los inversores han pagado 13,5 euros por título, según ha comunicado la empresa esta mañana a la CNMV: El precio está un 1,5% por debajo del cierre de ayer, y la italiana ingresará más de 3.100 millones de euros.

Así, los pequeños inversores que hayan solicitado acciones en la mayor colocación en la Bolsa española desde diciembre de 2007 ya disponen de sus nuevos títulos de Endesa. Ha sido en torno a los 13,5 euros donde se donde se ha concentrado el grueso de la demanda institucional, que ha superado en más de 2,2 veces la oferta. En la apertura de hoy los nuevos socios podrán operar con los títulos. La acción ha arrancado la jornada con alzas del 0,8% hasta los 13,8 euros.

El precio fijado conlleva, además, un descuento del 13% respecto al máximo minorista de 15,535 euros establecido en el folleto de la oferta pública de venta (OPV).

La italiana Enel, dueña hasta ahora del 92% de la española, ha reducido su participación al entorno del 70%, tras vender 232 millones de títulos. Enel ha colocado el máximo porcentaje previsto de su filial española. El folleto recogía que la OPV se situaría entre el 17% y el 21,9%, incluyendo la opción de compra adicional de los bancos coordinadores de la operación. Así, la italiana se ha embolsado más de 3.100 millones; eso, si los bancos colocadores ejecutan la ampliación voluntaria o green shoe, algo que cabe espera que hagan si el precio sigue superando los 13,5 euros.

ENDESA 20,20 0,75%

La demanda en el tramo minorista ha sido 1,7 veces superior a la oferta inicial de 23,5 millones de acciones, y para cubrir el exceso de peticiones los bancos coordinadores –Credit Suisse, JP Morgan, BBVA y Santander– han acordado, junto con Enel, ampliar el número de acciones reservado a este segmento. La cantidad final de títulos destinada a los pequeños inversores se ha incrementado un 48%, hasta alcanzar los 34,8 millones de acciones.

El número de pequeños accionistas que ha ido a la OPV se sitúa en unos 70.000, cuando hasta ahora eran unos 170.000 los minoritarios en Endesa. El aumento, del 40%, deja en 240.000 los inversores particulares en la eléctrica.

La reasignación de tramos –se ha reducido el número de acciones reservado a los inversores cualificados en favor de los minoristas– dejará en la mínima expresión el prorrateo entre los pequeños inversores. De entrada, cada particular recibirá 96 acciones, y la demanda no satisfecha se cubrirá en un 84%. Así, un inversor que haya solicitado 10.000 euros recibirá más de 550 títulos y el que pidió 50.000 euros obtendrá unas 2.700 acciones. Mientras, la petición máxima de 200.000 euros será recompensada con unas 10.800 acciones. Eso sí, para los socios de Endesa a cierre del 5 de noviembre el número mínimo de títulos que se les ha entregado en la OPV ha sido superior, de 300 acciones.

Para estos minoritarios, el riesgo bajista que puede ir asociado a estas operaciones (flow back, en la jerga bursátil) queda mitigado porque recibirán de Enel una acción gratis por cada 40 que hayan adquirido, siempre que no vendan en los próximos 12 meses. Enel, por su parte, se ha comprometido a no vender más acciones de Endesa durante un plazo de 180 días.

El gran atractivo de Endesa es su rentabilidad por dividendo. Entregará 0,76 euros por acción el próximo año, importe que supone una rentabilidad por dividendo del 5,6% para un precio de 13,5 euros por acción. La compañía que preside Borja Prado se ha comprometido a elevar el importe de esa retribución en al menos un 5% anual. Es decir, repartirá 0,798 euros en 2016 y 0,838 euros en 2017.