Curiosidad en el mercado por el avance de la fuerza política

Podemos, un dolor de cabeza creciente para los inversores

El líder de Podemos, Pablo Iglesias, durante la presentación de su libro "Disputar la democracia", en un acto celebrado en el Círculo de Bellas Artes de Madrid.
El líder de Podemos, Pablo Iglesias, durante la presentación de su libro "Disputar la democracia", en un acto celebrado en el Círculo de Bellas Artes de Madrid. EFE

El éxito de la formación política Podemos está provocando más de un dolor de cabeza a los inversores institucionales, que ven con preocupación cómo esta fuerza política gana adeptos, al menos, tal y como se está reflejando en las encuestas sobre intención del voto que se están conociendo en los últimos días de cara a las elecciones generales del próximo año.

Algunas firmas de gestión de patrimonios están recibiendo la inquietud de los inversores institucionales a este particular. Uno de los foros en los que se ha hablado de Podemos, y su cada vez mayor aceptación entre los españoles, ha sido la presentación del gestor estrella de Abante, José Ramón Iturriaga, la pasada semana ante un grupo de alrededor de un centenar de inversores institucionales.

Tras un discurso de alrededor de una hora en la que el gestor de los fondos Okavango Delta, Kalahari y Spanish Opportunities, hizo una exposición sobre la recuperación de la economía española en la que explicó que “en España tenemos un escenario macro que, aunque nos cueste verlo, ha venido para quedarse, crecimientos bajos, pero más estables”, los asistentes mostraron su preocupación por el avance de Podemos y el efecto que éste puede tener en los buenos datos macroeconómicos que se están registrando en España.

Sin embargo, el gestor de Abante restó importancia a este hecho: “Creo que Podemos va a ser flor de pocos días”. El experto admitió que “desde Moncloa hablan de lo que pasa con la economía y nadie escucha” y que “el PP tiene que ver cómo recupera los 4 millones de votantes que se quedaron en casa en las últimas elecciones”, pero cree que la percepción de la gente cambiará de aquí a las elecciones “a nada que decaigan los casos de corrupción”.

Curiosidad más que nerviosismo

“Todavía no se da plena verosimilituda que gobiernen", afirma un gestor

No es la primera firma de gestión de patrimonios que percibe esta inquietud de los inversores. Miguel Paz, director de gestión de Unicorp Patrimonio, grupo Unicaja, considera que “el discurso de Pablo Iglesias es claramente enfocado a ganar votos. Y lo va a conseguir. No sé si será la segunda o tercera fuerza más votada, o incluso la primera”. El experto considera que “mientras se vayan conociendo más datos de corrupción de políticos del PP y del PSOE, más gente votará a Podemos. Poco importa si sus medidas son viables o no en España. Es un voto de castigo al bipartidismo”. Algo que se espera quede reflejado en los datos del barómetro del CIS que se van a conocer en las próximas horas.

A pesar de ello, en la firma de gestión de patrimonios, más que nerviosismo real por parte de los inversores han notado “curiosidad”.

Otros analistas consideran que es pronto para valorar realmente que puede suponer que esta formación política llegara a gobernar en España. “Todavía no se da plena verosimilitud a que sus tesis más “controvertidas” se definan en términos asumibles”, explica David Carro, director general de DCM Asesores.

El dinero es miedoso

A juicio del experto, “tampoco se da plena verosimilitud a que los partidos tradicionales no estén gestando un reacción a la altura de las circunstancias que se les podrían venir encima” añade. En cualquier caso, los condicionantes materiales de la actividad económica y el contexto europeo actuarán de factores plenamente limitantes de su margen de maniobra en caso de que gobiernen”.

Desde otra firma de inversión que prefiere no salir citada explican que “los casos de corrupción que conocemos día a día alimentan alternativas por malas que sean”.

Por su parte, Jaime Martínez, Chief Investment Officer de Fonditel considera que lo más “inquietante es que el impulso reformista se ha frenado totalmente en España por la cercanía electoral. La situación electoral no es nada halagüeña desde el punto de vista de la estabilidad. Veremos lo que pasa en las próximas elecciones autonómicas y municipales y después en las generales, pero se plantea un escenario más incierto”. El experto cree que “el Gobierno probablemente haga cosas más populistas en los próximos meses. Esa es la mayor inquietud”.

Juan Cruz Alonso, Chief Investment Officer de Cygnus Funds, considera que “la gran duda es como se se puede compatibilizar el hecho de seguir haciendo reformas estructurales con unas elecciones que se van acercando y el resultado de esas elecciones generales del próximo año”.

Frenazo a la recuperación económica

Frenazo a la economía

Barclays se suma a las voces que dicen que el éxito de Podemos puede tener efectos sobre la recuperación económica. En una nota publicada la semana pasada, la entidad dice que esta formación política unido a la tensión soberanista en Cataluña pueden ser los mayores riesgos para el crecimiento de la economía española el próximo año. La firma británica señaló que el crecimiento del 0,5% en el tercer trimestre casa con su previsión de que la economía española cerrará el año con un crecimiento del 1,3%. Para 2015, la firma británica cree que España crecerá un 1,8%.