Plantea un plan de expansión de cinco años

El gigante de la logísitca Ekol prevé crear 1.000 empleos en España

La compañía espera tener una facturación de más de 100 millones de euros en cinco años

Sede de Ekol en Turquía.
Sede de Ekol en Turquía.

El sector de la logística en España contará con un nuevo actor. El gigante turco Ekol, una de las principales compañías de esta actividad en Europa, ha presentado un plan de expansión que contempla la creación de 1.000 empleos en el país en los próximos cinco años.

La compañía, que está presente en 10 países europeos, tiene proyectada una inversión de dos millones de euros en los próximos dos años en España para llevar a cabo este plan de expansión.

El consejero delegado de la empresa, Ahmet Musul, tiene por objetivo crear un puente de unión comercial entre España y Turquía. “El intercambio entre ambos países está creciendo”, considera.

El máximo directivo de la empresa es defensor del “interés bilateral” que tienen las relaciones entre ambos países. Turquía es un “gran productor de textil” que, a su vez, es un mercado “muy interesante” para las empresas españolas.

Turquía es un país que sirve de entrada al mercado de Oriente Medio para las empresas españolas, además de ser una economía que está en “expansión”, según el directivo. Es en esta relación de intereses cruzados en la que se basa la compañía de logística para impulsar su negocio en España, donde ya tenía una pequeña presencia.

Ekol pretende convertirse en líder en la logística de los intercambios entre ambos países. Ya con el tráfico actual existente entre estos mercados y gracias a la inversión realizada por Ekol, la compañía espera superar “con creces” los 100 millones de euros de facturación dentro de cinco años.

El consejero delegado de Ekol afirma que este era “el momento adecuado” para invertir en España. Musul considera que la economía española mejorará y comenta que tiene “creencia en la rápida recuperación”. Por ello, aunque sus estimaciones contemplan la actual actividad económica, esperan que el reflote de España haga que se superen las previsiones. “Estamos encantados de contribuir a la economía española”, afirma Musul.

Una de las primeras inversiones que ha llevado a cabo la empresa ha sido en un barco “rápido” que ofrece la posibilidad de un transporte en menor tiempo, lo que ha levantado, según la compañía, el interés de algunos de sus clientes españoles, sobre todo en el textil, ya que permite la compra en mercados como Marruecos o Túnez tras la subida de precios de los clientes asiáticos.

Aunque el textil y los automóviles serán los principales motores de la actividad de Ekol, la empresa no se quiere cerrar a un solo sector. “Lo principal es centrarse en las necesidades del cliente”, según el responsable de la empresa.

Musul considera que el valor diferenciador de la compañía respecto a sus competidores es el uso que se da a la tecnología. “Damos seguimiento a cada pedido para que el cliente pueda hacer sus planes”, explica el consejero delegado.

La filosofía que tiene la empresa respecto a la tecnología también se aplica al almacenaje, donde la automatización tiene “un nivel alto”. Cuenta con un equipo de 100 ingenieros informáticos en Europa para plantear los sistemas técnicos necesarios para agilizar el trabajo y reducir costes.

Ekol se presenta como uno de los “pioneros” en servicios de logística integrada. En concreto, Musul defiende que una de las principales fortalezas de la empresa es que controla todo el proceso, dando servicio al cliente desde el almacenaje al transporte. Tanto los barcos como los camiones son todos de su propiedad.

La compañía no tendrá una sede concreta que centralice toda su actividad en España. Espera expandirse “allí donde el cliente lo necesite”. Por ello, cuenta con tener almacenes en Madrid, Valencia, La Coruña, Barcelona o Zaragoza.