La oficina bancaria ahora vista como una oficina aseguradora

¿En qué se están convirtiendo las oficinas bancarias?

¿En qué se están convirtiendo las oficinas bancarias?

La crisis y la reestructuración financiera que se ha producido en nuestro país han hecho que el panorama bancario haya cambiado. Toda una procesión de cambios que han tenido como objetivo la reducción de costes y la obtención de mayores beneficios. Una de las partes de la reestructuración ha consistido en reducir el número de oficinas bancarias, según los datos del Anuario Estadístico 2014 que elabora la Asociación Española de Banca (AEB), en 2013 había un total de 14.063 oficinas bancarias, es decir, 816 sucursales menos que el año anterior.

Pero no solo se ha tratado de reducir el número de oficinas, sino que también tiene que ver con lo que en ellas ocurre. Además hay quien se pregunta si es posible que las oficinas bancarias acaben desapareciendo en caso de que la banca online y banca móvil se conviertan en los canales de acceso a las finanzas.

Ahora más diversificación de productos

El sector bancario está remodelando su forma de negocio. Ya no solo se trata de vender productos financieros o de ahorro, sino que el catálogo de productos para ofrecer a los clientes aumenta. Ahora las entidades han decidido lanzarse decididamente hacia la comercialización de seguros. Este producto ya era comercializado por muchas entidades, pero ahora cobrará más importancia y tendrán más protagonismo en la estrategia de negocio.

Las oficinas han pasado de ser un lugar en el que poder hacer operaciones para gestionar las finanzas personales (un lugar de atención al cliente) a ser un lugar enfocado totalmente a la venta. Los seguros ahora conformarán una parte más importante dentro del negocio, son vistos como una alternativa para buscar beneficios ya que los ingresos por la concesión de créditos han descendido durante la crisis.

Entidades como Bankia o CaixaBank han decidido reactivar su negocio de bancaseguros a través de estrategias y promociones en las que se ofertan ventajas en cuanto al precio de la prima del seguro, que pueden alcanzar hasta el 50% de descuento según el tipo de seguro y según el grado de vinculación que el titular tenga con la entidad. El objetivo de las entidades es conseguir aumentar su cuota de mercado en el sector asegurador y por ello se han decantado por una estrategia más agresiva (en cuanto al precio como se ha indicado antes y en cuanto a la publicidad emitida).

Cambio del concepto de oficina

La reestructuración del sector bancario no solo ha sido interna, sino que ha provocado que se produzcan cambios en cuanto a lo que los clientes pueden ver. Las oficinas ahora son espacios más amplios, más abiertos que invitan a que la gente entre.

Además los horarios de las oficinas pueden ser clave en el negocio. Ampliarlos y adaptarlos a las necesidades del cliente puede ser una baza importante de cara a satisfacer mejor las demandas de los clientes, de hecho ya hay entidades con oficinas que operan a diario por la tarde para aquellos que no puedan acudir a la sucursal por las mañanas y que puedan así realizar sus operaciones más habituales.