Las 24 horas del vía crucis de Cañete

Miguel Arias Cañete recorre los últimos metros de su carrera por convertirse en comisario europeo de Energía el proximo 1 de noviembre. Una cuenta atrás que hoy entra en su fase más peligrosa para el antiguo ministro español de Agricultura.

Arias Cañete se somete hoy a la audiencia de la comisiones de Industria y de Medioambiente del Parlamento Europeo, como paso previo a su nombramiento como comisario europeo. Más de un centenar de políticos europeos han pasado por esa prueba en los últimos 15 años, y para la mayoría de ellos ha sido poco más que un mero trámite. Solo tres cayeron en el intento. Para Cañete, sin embargo, las tres horas de audiencia supondrán un vía crucis de incierto final. Así serán las próximas 24 horas del aspirante a comisario europeo de Energía y Acción por el clima.

14:30 Delante del Parlamento Europeo.

La jornada empieza mal para el futuro comisario. Varios grupos políticos (Podemos, Izquierda Unida, Primavera Europea/EQUO, ICV, ERC y AGE) han convocado una manifestación para protestar contra la designación de Cañete por sus "numerosos conflictos de interés, sus posiciones sexistas y su evidente incompatibilidad con las medidas que requiere la política europea sobre el clima".

16:30 Parlamento Europeo, segunda planta del edificio József Antall, sala 2Q2

Termina la audiencia del comisario designado por el Reino Unido, Jonathan Hill, otro de los más polémicos de la nueva Comisión. Como a Cañete, se le acusa de potenciales conflictos de interés por su pasado como renombrado lobbista. El tono de la audiencia puede servir de indicativo sobre la dureza que puede esperar el comisario español.

18:00 Parlamento Europeo, cuarta planta del edificio József Antall, sala 4Q2.

Miguel Arias Cañete se la juega ante los 67 eurodiputados de la Comisión de Energía y los 69 de la Comisión de Medio ambiente. Cañete dispondrá de 15 minutos para exponer su posición. Todos los grupos esperan que comience dando explicaciones sobre sus conflictos de interés.

18:15

Comienzan las ráfagas. Cañete deberá responder a cada uno de los portavoces los siete grupos parlamentarios. Catorce preguntas en total, porque intervendrán los representantes de cada grupo en cada una de las Comisiones.

Los eurodiputados previsiblemente menos hostiles serán los des su grupo, el Partido Popular, seguidos por los que tienen otros comisarios que defender (Socialdemócratas, Liberales y Conservadores británicos). A veces, sin embargo, el fuego amigo es el más peligroso.

Los ataques directos a la línea de flotación de los conflictos de interés llegarán, previsiblemente, desde Izquierda Unitaria y desde los Verdes. Pero los golpes más peligrosos, por imprevistos, podrían llegar desde los liberales o los socialistas. Y no cabe descartar que incluso entre el grupo del comisario, los Populares, surjan voces críticas.

Las intervenciones se sucederán en tandas de siete u ocho eurodiputados, a razón de uno o dos minutos cada uno. 45 preguntas en total a las que deberá responder el comisario designado.

20:45

Si se cumple el horario previsto, la audiencia entrará en su recta final, que debe concluir con una intervención final de Cañete.

21:00 Puerta de la sala 4Q2

Ruedas de prensa del presidente de la Comisión de Energía, el polaco del Partido Popular Europeo, Jerzy Buzek; y del presidente de la Comisión de Medio Ambiente, el italiano del Partido Popular Europeo, Giovanni La Via.

Posible rueda de prensa de Miguel Arias Cañete, eurodiputado del Partido Popular Europeo y comisario designado por el Gobierno español.

2 de octubre Parlamento Europeo

Tras la audiencia, las presidencias de la comisiones y los coordinadores de los grupos políticos deliberarán a puerta cerrada sobre la idoneidad de Cañete para el cargo.

Si la comisiones tienen dudas, pueden reclamar por escrito más información al presidente electo de la Comisión, Jean-Claude Juncker.

Si antes o después de esa consulta, los miembros de la comisiones parlamentarias no logran consensuar su veredicto, se someterá a votación secreta.

En ese caso, las dos comisiones votarían (Energía y Medio Ambiente) conjuntamente: 136 votos en total. Y lo harían sobre dos cuestiones:

¿reúne Cañete las cualificaciones necesarias para ser miembro de la Comisión Europea?

2ª Si es así, ¿es la persona idónea para ocupar la cartera de Energía y Acción para el Clima? La experiencia muestra que la segunda pregunta es más difícil de superar.

21:00 En principio, la evaluación del comisario deberá hacerse pública 24 horas después de la conclusión de la audiencia como muy tarde.

Si Cañete recibe el "aprobado", su via crucis habrá terminado.

Si Cañete "suspende", se abre un período incierto, con varias opciones:

que en días posteriores Cañete y Juncker resuelvan las dudas de los parlamentarios;

que Juncker cambie a Cañete de cartera y se someta a examen en otras comisiones;

que Juncker inste a Rajoy a cambiar de comisario y el presidente del gobierno acepte;

que Juncker inste a Rajoy a cambiar de comisario y el presidente se niegue.

En esta última hipótesis, todo el equipo Juncker correría peligro porque el Parlamento Europeo no puede vetar a un comisario solo. Su única opción es no refrendar el nombramiento de los 28 miembros de la Comisión en la votación del pleno prevista para el 22 de octubre.

La votación en el pleno será nominal y pública y la Comisión debe obtener al menos la mayoría de votos emitidos. Parece poco probable que los principales grupos vayan a hundir a toda una Comisión en la que han logrado puestos muy importantes: los populares, la presidencia; los socialistas, las dos principales vicepresidencias y la cartera de Asuntos Económicas; los liberales, Competencia y Comercio.

Comentarios

El PE nos está dand una lección de lo que deberían ser los parlamentos nacionales y los microparlamentos regionales. Que están encorsetados por la disciplina partidaria y las listas cerradas, bloqueadas, candadas, controladas, atadas.... Saldrá Cañete o no, pero lo que está claro es que el PE estará luego vigilante sobre lo que haga. Y esto vale para Cañete y para todos.
Escribe el autor en su artículo del 6.10.2014 sobre el examen a los Comisarios: "...no son ni altos cargos o tecnócratas (que en la mayoría de las democracias se someten al escrutinio parlamentario) ...". La inmediata local es ¿en España también? ¿o no somos de esa mayoría de las democracias. Y la derivada es ¿les extraña que haya una rebelión contra la partitocracia, casta, o como se le quiera llamar?
Por el artículo del autor del 16.10.2014... la tal Verstager da miedo si era tan proclive a alinearse con Berlín. Parece que el carácter danés es más dogmático de lo que tendemos a creer al verlos como país pequeño, con sirenitas en los puertos, cuentos de Andersen y demás ... A lo mejor su vena luterano dogmática resulta un tanto chocante y pesadita en una pluralidad como la europea. La todavía comisaria de europea de acción por el clima (Connie Hedegaard) resultaba un tanto "creyente" y "echada p'alante" en un tema tan gaseoso como el del clima, y se la tuvo que envainar en alguna ocasión, con el tema de las emisiones de las aeronaves, o en asuntos de los derechos de emisión. Si no le puede su impulsividad, Cañete puede ser más flexible y quizá a la larga más eficaz.
Viendo el resumen de las respuestas de la Eslovena, no me extraña que no haya pasado y que el Parlamento la haya echado abajo. No tenía ni idea, aquí os dejos sus 5 respuestas más importantes: http://www.vieuws.eu/energy/5-toughest-questions-faced-by-alenka-bratusek-energy-union-hearings-of-juncker-commissionEn España, está mujer, que se a autonombrado para el puesto, sería ministra seguro.
Normas
Entra en El País para participar