Entrevista a Javier Domínguez, socio y director general de Auriga

“Los bonos en dólares son más rentables que la deuda española”

“Los bonos en dólares son más rentables que la deuda española”

Auriga Global Investors nació como sociedad de valores en 2007 con capital mayoritario de empresarios españoles (Iñigo Resusta y Enrique Martín Navarro). Han pasado de ser un family office de industriales a la gestión de patrimonios, con especialidad en bonos. En 2013 el beneficio antes de impuestos ascendió a 6,6 millones de euros. Hasta junio ha crecido el 30%, por la buena marcha del negocio de renta fija y el tirón del área de banca privada. Gestionan 400 millones de euros.

Pregunta. ¿Qué aporta una boutique de inversión en un mundo de colosos de la gestión?
Respuesta. Independencia y adaptación al medio financiero. Tenemos una de las mesas más potentes de renta fija. Somos miembros de la Bolsa, del MAB [Mercado Alternativo Bursátil], del MARF [Mercado Alternativo de Renta Fija], contamos con un bróker online, Clicktrade, y hemos lanzado una plataforma de bonos.

“Auriga Bonos da igual precio a 1.000 euros que a 100 millones”

P. ¿Qué ventajas tiene operar en la plataforma Auriga Bonos frente a AIAF,de BME?
R. Somos intermediarios y BME es un mercado. Somos la única plataforma que da precios de compra y venta online vinculante de 2.200 bonos. En Auriga Bonos, el precio es igual para alguien que invierta 1.000 euros o 100 millones de euros. Incluimos los bonos con mayor liquidez. Periódicamente añadiremos nuevas emisiones. El cliente notará realmente la diferencia cuando quiera vender su bonos.

P. ¿Es posible, por ejemplo, vender en la plataforma las participaciones o cédulas que se hayan heredado?
R. Si las emisiones heredadas no se encuentran entre las 2.200 referencias que cotizamos, abriendo una cuenta de valores buscaremos un precio y venderemos a un coste diferente a los títulos de nuestra plataforma. En el caso de la renta fija, nuestro el éxito es que nuestro equipo de 20 profesionales ofrece el mejor precio de entrada o salida en las posiciones de bonos.

P. ¿Qué ofrecen en banca privada?
R. El reto no es constituir la cartera sino seguirla. Vigilar sus posiciones y darle los mejores productos, así como la cobertura fiscal.


P. En un entorno con bajos tipos, ¿por qué invertir en renta fija?
R. El que compre hoy bonos del Tesoro al 2,22% a diez años se va ver beneficiado, pues los tipos, con el apoyo del BCE (Banco Central Europeo), van a caer. Es muy probable que el interés se coloque por debajo del 2%, para los inversores podría parecer poco atractivo porque antes tenían depósitos al 4%. Pero lo que tienen que observar es la rentabilidad real, la que le ofrecen los activos menos la inflación. Con un IPC al 0%, los intereses se van a acomodar a un periodo de consolidación. Alemania emitió letras a seis meses a -0,09% debido a que hay mucho dinero que no encuentra dónde invertir.

P. ¿Cuáles son las mejores oportunidades?
R. Hay oportunidades en los bonos de Estados periféricos y también en los títulos denominados en dólares. La deuda estadounidense está pagando más que la deuda española a diez años. Además, el euro se va a depreciar contra el dólar. Es interesante invertir en bonos en dólares porque pagan más tipos de interés y por el beneficio del cambio de divisa. Antes del verano, el euro cotizaba a 1,36 dólares y ahora a 1,28 dólares. Hay un informe de Goldman Sachs que prevé para 2017 paridad euro/dólar. Esto significaría una depreciación del euro de casi un 25% Cuando venza el bono americano el inversor va a conseguir más euros de los que invirtió. Hay que estar atento por si este proceso se revierte.

P. ¿Sus favoritos?
R. Contamos con 250 emisiones denominadas en dólares. Entre otras, del Tesoro americano, de General Motors; Ford Motor Company está ofreciendo un 4,56% a diez años. Nos gustan las emisiones en dólares de Sudáfrica (4,36%), Italia (3,36%) y Portugal (4,70%). Estos dos últimos dan un premium adicional sobre la deuda española.

P. ¿Qué opina de los bonos high yield y los de mercados emergentes?
R. Evitamos bonos de economías fuera de la OCDE o que no cuenten con rating triple B. Por tanto, no recomendamos los de alta rentabilidad ni de países emergentes.

P. ¿Cuál es su opinión sobre el resultado escocés y la actuación de la Fed esta semana?
R. El no a la independencia de Escocia trae tranquilidad a los mercados después de tanto ruido y volatilidad. La última intervención de la Fed en EEUU mantiene las actuaciones anteriores, no van a haber cambios en los tipos de interés. El Tesoro español emitió esta semana a tres años al 0,58%.

“La banca tiene recorrido bursátil”

Con la baja rentabilidad de las emisiones de renta fija, el gran recurso es buscar ganancias en renta variable”, comenta Javier Domínguez.
“A diez años la deuda española da un 2,5% y la Bolsa, un 11% pero es muy volátil. Lo que hoy se gana se puede perder mañana”, recuerda. “Las Bolsas están en máximos y entrar ahora supone asumir un riesgo adicional por la presión de liquidez. En términos de PER, el número de años en el que los beneficios pueden pagar el precio de la acción, el mercado está caro. El indicador S&P 500 está en 18 veces y el Ibex 35 en 16 veces”, puntualiza. Insiste en que “es difícil evaluar y que además hay que contar con el factor especulativo del mercado. Simplificando mucho, para los analistas un buen PER está en 9 veces.
Considera que “la banca española tiene recorrido bursátil, es una de las grandes industrias el país y viene de un largo periodo malo. Tiene un PER más bajo y va a volver a dar buenas rentabilidades en breve. Está en el punto de mira de los grandes inversores internacionales”.
Coincide con las recomendaciones favorables de los analistas de Citibank y Goldman sobre Sabadell, Popular, Bankinter y, también sobre la energética Repsol.
Como amante de la renta fija, remacha que “en deuda siempre hay plan B, aunque el timing en los tipos de interés juegue en contra de la rentabilidad del comprador, el inversor siempre puede esperar al vencimiento y recuperar todo el capital”.