Capta 5.000 millones con elevada demanda

El Tesoro coloca letras a seis y doce meses con un leve repunte en la rentabilidad

Detalle de varias monedas de euro. Ampliar foto
Detalle de varias monedas de euro. EFE

La primera subasta celebrada después del relevo en la presidencia del Banco Santander y antes de TLTRO se ha saldado colocando el máximo previsto en la emisión. Han sido letras a seis y doce meses y el Tesoro Público ha captado 5.000 millones de euros en esta colocación con una demanda muy buena. En el caso de las de seis meses, el ratio de cobertura es de 2,45 veces mientras que para las de doce, ha sido de 1,75 veces la oferta.

Los tipos a los que se han colocado estas letras han repuntado ligeramente alejándose de los tipos negativos. En el caso de las letras a seis el interés pagado ha sido del 0,111% desde el 0,08% de la anterior subasta celebrada el pasado 19 de agosto mientras que en el papel colocado a doce meses, la rentabilidad media ha sido del 0,219% frente al 0,16% anterior.

Esta no es la única cita del Tesoro esta semana. El próximo jueves, el organismo venderá una referencia nueva. En concreto, intentará captar entre 2.500 y 3.500 millones en la subasta de un bono del Estado a tres años con cupón del 0,50% y vida hasta el 31 de octubre de 2017.

La última vez que el organismo salió a los mercados fue el pasado 4 de septiembre, cuando vendió 3.007,87 millones en obligaciones a 10 y 30 años y los intereses volvieron a marcar mínimos en la serie histórica.

Esa misma semana, el Tesoro aprovechó la buena situación de los mercados para emitir un bono a 50 años, un tipo de papel que nunca se había vendido en España y que le permitió colocar 1.000 millones de euros entre inversores privados.

Desde el comienzo del año el Tesoro ha captado 104.995 millones de euros dentro del programa de financiación regular a medio y largo plazo. Esta cifra supone un 81,2% de la previsión de emisión a medio y largo plazo para todo el año.

El coste medio de la deuda del Estado a la emisión se sitúa en el 1,74% a 31 de agosto, frente al 2,45% de cierre de 2013.