El presidente confirma el adiós de Telefónica al grupo transalpino

Alierta: la gran barrera en Telecom Italia ha sido “no ser italiano”

El presidente del Telefónica, César Alierta.
El presidente del Telefónica, César Alierta.

El presidente de Telefónica, César Alierta, ha dejado clara la intención de la operadora de salir del capital de Telecom Italia. En un encuentro con los medios en el seno del XXVIII Encuentro de las Telecomunicaciones que organizan en Santander la patronal Ametic y la Universidad Internacional Menéndez Pelayo, el ejecutivo ha recordado que a principios de este verano la teleco colocó bonos convertibles en acciones de Telecom Italia. Posteriormente, según ha indicado, Telefónica ha ofrecido a Vivendi la posibilidad de adquirir un 8,3% del capital de Telecom Italia dentro de la operación de compra de la brasileña GVT.

“No queremos estar en Telecom Italia”, aseguró Alierta, quien indicó que la operadora “ha aprendido mucho” durante el periodo de presencia en el capital de la compañía transalpina.

En este sentido, el ejecutivo indicó que la principal barrera que se ha encontrado Telefónica para haber llegado a nuevos acuerdos con Telecom Italia ha sido “no ser italianos”.

Con respecto a la compra de GVT, Alierta defendió que la adquisición va a complementar la posición de Telefónica en Brasil en el mundo de la banda ancha fija. El directivo explicó que Telefónica contaba con la mejor red de telefonía móvil del país sudamericano pero tenía un problema de cobertura con la banda ancha fija fuera de Sao Paulo. “GVT nos complementa en todo el país”, dijo el presidente de Telefónica.

La operadora española está en negociaciones exclusivas con Vivendi para la compra de GVT por cerca de 7.400 millones de euros, tal y como confirmaron ambos grupos la pasada semana. Ambas firmas están ultimando los detalles de la operación.

En este sentido, Alierta no descartó que Telefónica pueda utilizar la autocartera en el conjunto de la financiación de la compra de GVT. “La autocartera es algo que hemos utilizado en diferentes temas puntuales”, recordó el alto directivo. En la última comunicación remitida a la CNMV, la teleco indicó que contaba en su autocartera con acciones equivalentes al 1,85% de su capital. Este paquete de títulos tiene un valor de mercado próximo a 1.000 millones de euros.

En relación a futuras operaciones de consolidación en el país sudamericano, Alierta dijo que es clave que el Gobierno sepa de la importancia que supone para la economía el proceso de digitalización. “Los tres candidatos a la presidencia de Brasil lo tienen claro”, señaló el presidente de Telefónica.

En el mercado se ha especulado con la posibilidad de una compra por partes de TIM Brasil, filial de Telecom Italia, por parte del resto de los operadores. Hasta el momento, los responsables de la teleco transalpina han insistido en la relevancia estratégica que Brasil tiene para el crecimiento futuro de la compañía.

Con respecto a posibles movimientos en México. Alierta ha señalado que Telefónica está trabajando en distintos opciones, no obstante advirtió de que todavía tiene que complementarse la legislación. Telefónica reconoció hace algunas semanas que había iniciado negociaciones con compañías locales si bien no precisó ningún nombre. Fuentes del sector señalaron que la operadora española busca un acuerdo con Iusacell para reforzar su posición frente a América Móvil, la compañía controlada por Carlos Slim.