Posibles mejoras en la tarjeta gráfica
El iPhone 6 de 5,5 pulgadas sería más potente que el de 4,7 pulgadas

El iPhone 6 de 5,5 pulgadas sería más potente que el de 4,7 pulgadas

El iPhone 6 de 5,5 pulgadas y el modelo de 4,7 pulgadas tendrían más diferencias de las previstas. Además de una pantalla más grande y la posible utilización de cristal de zafiro, el modelo de 5,5 pulgadas superaría en potencia al iPhone 6 de menor tamaño.

La próxima generación de iPhone supondrá un cambio en la estrategia de Apple. La compañía parece dispuesta a estrenar dos modelos de iPhone 6, que aumentarán el tamaño de pantalla con respecto a la generación actual. Se da por hecho que los planes de Apple son competir con los smartphones tradicionales y también con los modelos phablet, como el Galaxy Note 4.

Hasta ahora se han filtrado distintas informaciones que apuntaban a que las diferencias entre los dos modelos de iPhone 6 se limitarían a su pantalla. En concreto, habría un terminal de 5,5 pulgadas, que podría contar con cristal de zafiro, y otro de 4,7 pulgadas, que no ofrecería dicho material en su pantalla. Más allá de esa diferencia, se esperaba que el diseño y las principales características técnicas de los dos iPhone 6 fuesen prácticamente iguales.

Los últimos datos apuntan a que podría haber más diferencias entre los nuevos dispositivos de Apple. En concreto, la última filtración apunta a un incremento de potencia en el iPhone 6 de 5,5 pulgadas con respecto al modelo de 4,7 pulgadas. De esa manera, el iPhone que competiría con los phablet tendría un plus de capacidad con respecto al modelo más pequeño, según el portal Appleinsider.

No se ha cuantificado la diferencia que existiría entre ambos iPhone 6 en cuanto a potencia, pero sí que el modelo de 5,5 pulgadas contaría con ventaja. Aunque ambos teléfonos integrarían un chip A8, el terminal más grande podría disponer de una velocidad mayor. Además, Apple podría mejorar la tarjeta gráfica o GPU del dispositivo, ya que la compañía contaría con más espacio por su mayor tamaño.

Lo cierto es que esa diferenciación de potencia se ha podido ver en otros terminales de la compañía que utilizan un mismo procesador. Por ejemplo, el iPad Air es más potente que el iPad mini pese a que ambos cuentan con A7. Un caso parecido sucedería en los nuevos iPhone 6, que se diferenciarían en este sentido también. Apple no es la única que piensa en ampliar la potencia de su terminal más grande. Samsung, por ejemplo, también mejoraría la velocidad del Galaxy Note 4 con respecto al Galaxy S5, equipos que podrían compararse con los dos modelos de iPhone 6 que se preparan.

El cristal de zafiro está más cerca

Además de la potencia y el tamaño de pantalla, la otra diferencia esperada entre los dos modelos de iPhone es la utilización de cristal de zafiro para la pantalla. Se ha comentado que el modelo de 4,7 pulgadas de iPhone 6 no contaría con este material, pero el iPhone de 5,5 pulgadas parece que sí. De hecho, la utilización de este material podría ser el motivo de que el terminal más grande no se lanzase hasta finales de año.

Se espera que el iPhone 6 de 4,7 pulgadas se presente en septiembre, pero el modelo con pantalla superior tardaría algunos meses más. El motivo podría ser que Apple quiere utilizar cristal de zafiro, para lo que colabora con la compañía GT Advanced Technologies. Esta compañía ha confirmado en su último informe de resultados económicos que está terminando los preparativos en su planta de Arizona para la producción en masa de pantallas con cristal de zafiro. De esa manera, pronto se podría comenzar a fabricar las pantallas del iPhone 6 de 5,5 pulgadas, lo que habría retrasado su estreno y confirmaría los plazos esperados.

Con el anuncio de GT Advanced parece que la tecnología de cristal de zafiro se acerca y se intuye que puede ser otra de las grandes características del iPhone 6 de mayor tamaño. Además de en ese dispositivo, Apple podría apostar por este material para su iWatch, que según las últimas filtraciones se presentaría junto al phablet de la compañía.

Normas