Gana 128,5 millones, el 24,6% menos, y prevé cerrar el año con 325 millones

Popular dice que es el “momento para que el empresario tome riesgos”

Logotipo del Banco Popular. EFEArchivo
Logotipo del Banco Popular. EFE/Archivo EFE

El consejero delegado de Banco Popular, Francisco Gómez, considera que es “un buen momento para confiar en la economía española” y ha animado a los empresarios a que “tomen riesgo y crezcan”. El ejecutivo asegura que el sector inmobiliario se ha estabilizado. En el semestre, el banco ganó 128,5 millones, el 24,6% menos que hace un año. Para el cierre del año prevé repetir beneficio y obtener 325 millones.

 Popular sigue penando sus inversiones del pasado. El banco cerró el semestre con un beneficio de 128,5 millones de euros, cifra que está por debajo incluso que el de Bankinter –ganó 134,4 millones–, entidad más pequeña. Una de las razones que vuelven a explicar este descenso se encuentra en las mayores provisiones realizadas por el grupo. Destinó a esta partida 1.110 millones de euros, en los que se incluye una dotación extra por plusvalías, mientras que un año antes las provisiones fueron de 972,65 millones.

El banco espera, no obstante, que a lo largo del año y ya en 2015 esta partida destinada a cubrir la morosidad del banco se normalice. De momento, la tasa de morosidad llega al 13,97%, frente al 10,8% de un año antes, aunque ya en los dos últimos trimestres descienden las entradas de morosos, lo que se refleja en una caída de esta tasa de 38 puntos básicos de diciembre a junio.

El margen del intereses cae un 8,6%, aunque el grupo insiste en que hay gran recorrido a lo largo del año para mejorarlo y llagar a los 2.400 millones –ahora es de 1.129,56 millones–, gracias al cada vez menor coste de los depósitos (le permitirá ahorrar 300 millones). Las remuneraciones están ya en el 1,03% de media, casi un punto menos que hace un año en los nuevos depósitos contratados. El coste del stock es del 1,93%, más de un punto por debajo que en junio de 2013. Ya en el segundo trimestre estanco frente al primero el margen subió un 5,7%. Gómez insistió en la presentación de resultados en que el margen de intereses de Popular, “de entre todos los bancos españoles es el que está formado en mayor medida por la actividad recurrente del negocio minorista y el que menor aportación tiene de la operativa con deuda”.

El margen bruto mejora un 18,4% en el semestre y un 33,4% en el trimestre en gran parte por la elevada aportación de los resultados por operaciones financieras. El banco destaca la recuperación del sector inmobiliario. Considera, como otras entidades, que ya se ha estabilizado el precio de las viviendas en las ciudades y en la costa. En el caso de Popular explica que sus ventas de inmuebles se han multiplicado por 2,4 en seis meses, “hasta máximos históricos”, operaciones que les ha aportado 599 millones. El banco quiere “aumentar el ritmo de ventas” en lo que queda de año, lo que ayudará a bajar la morosidad.

Popular volvió a defender su modelo de negocio apoyado en pymes y familias. Ha captado 35.194 nuevas pymes y autónomos en el año. Ha incrementado el saldo neto de créditos a este segmento un 6,3% en un año, con 31.462 millones. En conjunto, el crédito a la clientela sube 1.540 millones en el semestre, aunque en un año baja el 2,5%, consecuencia del desapalancamiento de empresas y familias.

Gómez se mostró optimista sobre la situación de la economía española , aunque reconoció que aún debe afianzarse la caída del desempleo. Afirmó que es un “buen momento” para confiar en la economía española, ya que los indicadores están mejorando, pero advirtió que es necesario afrontar la recuperación con prudencia, dado que aún existen riesgos. Ydestacó que la coyuntura económica “es propicia” para que los empresarios se animen “de forma decidida a tomar riesgos y a crecer”. El banco asegura que aprobará sin problemas los test de estrés. Su ratio de solvencia Basilea III más exigente es del 10,43%. Pedirá hasta 5.800 millones en las subastas de liquidez del BCE.