Cuatro bancos presentan hoy ofertas por la firma catalana

El Estado reconoce que dará más ayudas para vender Catalunya Banc

Antonio Carrascosa, director general del FROB
Antonio Carrascosa, director general del FROB

A la tercera puede ir la vencida. El futuro de Catalunya Banc puede despejarse hoy mismo. Es el día clave en el que las entidades interesadas en participar en su subasta deben presentar sus ofertas vinculantes. Al final, y según fuentes del FROB, serán cuatro bancos los que participarán en esta puja, por lo que se descarta la entrada de un fondo en la subasta.

Santander, CaixaBank, BBVA y el francés Société Générale están dispuestos a presentar hoy sus ofertas. Fuentes cercanas a la firma catalana aseguran que sobre todo Santander, y luego el grupo francés, parecen a priori los más decidios a quedarse con Catalunya Banc, en este su tercer intento de venta por parte del Estado.

El FROB reconoció ayer que la venta de la firma catalana contará también con nuevas ayudas públicas, que se sumarán a los más de 12.000 millones inyectados ya en la entidad , y a los 592 millones extra que aportará para sanear la cartera de hipotecas vendia un día antes al gigante estadounidense Blackstone.

En total, CX (su marca comercial), ha recibido más de 13.600 millones de euros en ayudas públicas.

Pese a ello, el Estado está dispuesto a conceder a través del FROB, más ayudas a quienes participen en la subasta, y a cambio, espera recibir algún beneficio con la venta de la entidad. Algunas fuentes aseguran que las ofertas no sobrepasarán los 1.000 millones de euros, precio al que Banesco valoró a finales del pasado año Novagalicia (ahora Abanca). Incluso algunas bajan la valoración a menos de 500 millones. El FROB aseguran que podría obtener hasta 2.000 millones. El Estado está dispuesto a ofrecer al mejor postor más garantías al comprador para que no asuma la reclamación de Sareb por los activos traspasados y ni siquiera el grueso por sentencias sobre preferentes, cláusulas suelo o coberturas de tipos de interés (los swaps). También está dispuesto a abonar el coste que pueda tener para el vencedor de la subasta la ruptura del acuerdo de bancaseguro que Catalunya Banc tiene con Mapfre y el comprador podrá aprovechar los créditos fiscales del grupo.

El FROB no quiere desvelar a cuánto pueden ascender estas nuevas ayudas en forma de garantía, y que en el caso de Novagalicia ascendió inicialmente a 200 millones. Asegura, no obstante, que la Comisión Europea no pondrá pegas a la nuevas ayudas porque siempre sería menor que el coste de liquidar CX, que supondría unos 17.000 millones.