Calcula qué alternativa es más rentable

¿Efectivo o acciones? Iberdrola, Popular, Ferrovial y ACS inician sus 'scrip dividend'

La temporada de dividendos de julio de 2014 supondrá ingresos para los accionistas de buena parte de las empresas del Ibex 35. El mes ha empezado con los dividendos de Gas Natural o Red Eléctrica, abonados en efectivo, pero también con el inicio de los 'scrip dividend' de Banco Popular, Iberdrola, Ferrovial y ACS, que han arrancado esta semana. Además, Repsol y, Acerinox están finalizando el periodo de cotización de los derechos, que Santander arrancará a mediados de mes.

En un scrip dividend el accionista dispone de tres opciones. La primera de ellas, que es la que emplean por defecto las cotizadas, consiste en la recepción de las nuevas acciones una vez haya concluido el periodo de negociación de los derechos. La segunda, pasa por la venta de estos títulos en el mercado y la tercera, por solicitar la compra de los derechos a la compañía. Esta última equivaldría a la recepción del dinero en metálico. La calculadora de dividendos de Cinco Días permite calcular la mejor opción para los valores cuyos derechos están cotizando.

Decantarse por una u otra dependerá de los intereses de cada accionista. Así, por ejemplo, si lo que se busca es aumentar la participación en la compañía la fórmula que mejor se ajusta a ello es la recepción de las nuevas acciones. Si por el contrario, lo que se prefiere es la liquidez lo más adecuado sería la venta de los derechos. En cualquier caso, dado que tanto la acción como el derecho de suscripción de las nuevas acciones oscilan en el mercado, en cada momento puede ser más conveniente acogerse al precio fijo de venta, vender los derechos de suscripción o esperar al canje de acciones.

Además de los intereses de cada particular, la fiscalidad ocupa un papel importante en la decisión final. Hasta el momento, la exención fiscal de la que gozaban los primeros 1.500 euros cobrados en concepto de dividendos hacía más atractiva la recepción del dinero contante y sonante. Sin embargo, a partir del próximo 1 de enero de 2015, y de acuerdo a los cambios introducidos en la reforma tributaria presentada por Cristóbal Montoro, esperar a la conversión de los derechos de suscripción preferente en acciones puede cobrar protagonismo, dado que la tributación de los rendimientos percibidos se aplaza hasta el momento en que se vendan los títulos.

.