Ryanair quiere más familias en sus aviones

Avión de la aerolínea Ryanair.
Avión de la aerolínea Ryanair.

Ryanair ha lanzado esta mañana una batería de descuentos para niños con el fin de captar familias enteras y subirlas a sus aviones. La aerolínea de bajo coste reúne la nueva oferta en el paquete "Ryanair Family Extra", donde se incluye un 50% de rebaja en los asientos asignados para los niños, idéntico descuento para las maletas facturadas por ellos y prioridad de embarque también con rebaja.

Por el seguro de viaje para niños se paga la mitad y se estrena una tarifa reducida para bebés (ahora 20 euros), cuyo equipaje viaja gratis hasta los 5 kilogramos. Los aviones irán equipados con calientabiberones y cambiadores. Además, Ryanair acepta dos artículos de bebé sin coste alguno: carrito, silla, asiento del coche, cuna de viaje, etcétera.

La aerolínea irlandesa, primera por volumen de pasajeros en España, está dando la vuelta a su oferta con el fin de fidelizar clientes. Hasta ahora se ha decantado por asignar asientos, se abre a la aceptación a bordo de un segundo bulto de mano, insiste en las campañas agresivas de precios y ha mejorado su página web. La empresa ultima un sistema de tarjetas de embarque en el móvil, que estrenará en julio, así como una oferta dirigida al público de negocios.

Ryanair tiene un pedido de 180 aviones Boeing con el que renovará y ampliará su flota de 300 aparatados de corto y medio radio. Los primeros encargos llegarán el próximo mes de septiembre. Para este año tiene un objetivo de 84,6 millones de pasajeros.

A medida que evoluciona su oferta hacia estándares similares a los de Easyjet, Vueling o Iberia Express aumentan las dudas en el sector aéreo sobre si será capaz de mantener los precios bajos. La dirección que lidera Michael O'Leary asegura que Ryanair conservará en el futuro su perfil competitivo. El ejecutivo asegura que el coste medio por billete volando con su empresa es de 48 euros.