La City

Aceite contra la ansiedad

El aceite de oliva no es solo un producto extremadamente importante para la economía de nuestro país –España es, con diferencia, el primer productor europeo y mundial– sino que, oportunamente tratado, puede constituir también un relevante remedio natural. Un grupo de investigadores de distintas disciplinas coordinado por el científico del Hospital Nacional de Parapléjicos, Julián Taylor, ha descubierto el alto valor terapéutico del ácido oléico, un componente principal modificado del aceite de oliva, para tratar el dolor asociado al nervio periférico y para la ansiedad.

La molécula, registrada por la Fundación del Hospital Nacional de Parapléjicos como una patente de uso, ha sido licenciada a la empresa biofarmacéutica Lipopharma para su posible explotación industrial y comercial. En un estudio, publicado en la revista científica Eur J Pain, los investigadores demuestran que en roedores el fármaco no sólo inhibe la hipersensibilidad al dolor, sino que también controla el nivel de ansiedad que produce. Algo que, de confirmarse en los ensayos clínicos, podría aportar un valor añadido muy importante a su efecto como analgésico.