Adelson denunció un ciberataque en febrero en EE UU

Las Vegas Sands, atacada por piratas informáticos

El 11 de febrero los ordenadores del grupo en EE UU fueron atacados

La familia Adelson se embolsó el pasado año 604,2 millones de dólares en dividendos

Sheldon Adelson, presidente de Las Vegas Sands, en febrero en Tokio.
Sheldon Adelson, presidente de Las Vegas Sands, en febrero en Tokio.

Los ordenadores de Las Vegas Sands, la multinacional estadounidense que el pasado mes de diciembre anunció su decisión de abandonar su proyecto de levantar en Madrid un macrocomplejo de juego y ocio, sufrieron el pasado 11 de febrero un "sofisticado" ciberataque. El grupo controlado por Sheldon Adelson, en plena cruzada contra el juego online, ha informado que el Gobierno de Estados Unidos está investigando el ataque.

"La compañía está trabajando con expertos en sistemas de tecnología de la información forense internos y externos en el marco de este esfuerzo", señala el grupo en un comunicado enviado a la SEC, el regulador del mercado de Estados Unidos. Las Vegas Sands admite en su comunicado que "ciertos datos de los clientes y de los empleados se vieron comprometidos" y que el ataque ha podido suponer el robo de datos y la destrucción de información . "La empresa está cooperando plenamente con las investigaciones", explica la empresa que informa que ahora es "incapaz" de determinar el alcance del ataque.

Fortuna en alza

La información sobre el ataque la incluye Las Vegas Sands en un comunicado a la SEC sobre sus resultados enviado esta semana. En el mismo el grupo informa sobre su política de dividendos en el último ejercicio; sólo por dividendos la familia Adelson, que controla el 53% del capital en Bolsa del grupo, ingresó 604,2 millones de dólares, 447,5 millones de euros.

En 2012 el grupo presidido por Sheldon Adelson aprobó repartir en dividendos casi el doble de lo entregado en 2013. El magnate estadounidense recibió entonces 1.116 millones de dólares en dividendos.

La fortuna estimada de Adelson se ha disparado en los últimos meses al calor de la subida espectacular en Bolsa experimentada por Las Vegas Sands. Una subida que coincide en el tiempo con su decisión anunciada de renunciar al costoso (16.000 millones de euros) proyecto planeado en Madrid y explorar alternativas en otros países asiáticos.

Las Vegas Sands cotiza en la actualidad por encima de los 85 dólares por título (el martes cerró en 87 dólares), una cota que el grupo no alcanzaba desde los meses previos a la caída de Lehman Brothers, en septiembre de 2008.

El valor de mercado de Las Vegas Sands actual alcanza un valor superior a los 71.300 millones de dólares, lo que supone valorar la fortuna de Adelson (solo por su participación en el capital del grupo, a precios de cotización actual), en 37.700 millones de dólares, 25.407 millones de euros, una de las mayores fortunas del mundo.