Cursos para parados

Si no te consigo empleo, no cobro por formarte

Entidades educativas del entorno digital garantizan trabajo para el 60% de sus alumnos en programas para desempleados.

Si no lo logran, no cobran la subvención del SEPE.

Exite también otro plan público para menores de 30 años.

Curso para desempleados en la escuela de negocios ISDI.
Curso para desempleados en la escuela de negocios ISDI.

Ya no sirve únicamente formar. Ahora hay que enseñar y además encontrar trabajo al desempleado. Ese es el leit motiv con el que la asociación empresarial Adigital se ha incorporado a un programa de formación del Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE). Si en seis meses no consiguen que sus alumnos tengan un empleo, no cobran la subvención del curso.

Marketing digital, comercio electrónico o negocio móvil

Las cinco entidades de la asociación Adigital proponen más de una decena de especialidades. La escuela de negocios ISDI, a través de su Internet Academi (de e-learning), por ejemplo, se ha enfocado en cursos de community manager y de técnico en buscadores, por los que recibirá 250.000 euros en subvenciones. “Nosotros hemos montado dos programas que son los que más oferta de empleo tienen actualmente. Están configurados con 250 horas, de las cuales 100 son presenciales y 150 online, con una carga docente diaria de unas cuatro horas”, explica Rodrigo Miranda, director general de ISDI.

Entre los otros cursos de esta convocatoria destacan los de marketing digital, redes sociales y dispositivos móviles; community manager; o el de comercio electrónico para negocios basados en movilidad. Además, se imparten otros sobre desarrollo de negocios digitales; posicionamiento en internet; productividad y madurez digital de empresas; mobile marketing; especialista en diseño instruccional y conceptual de contenidos formativos digitales basados en serious games y gamificación; o marketing en buscadores.

“Nuestros programas recibieron más de 500 solicitudes y realizamos un filtrado de candidatos para formar a 100 en seis grupos (tres de cada programa)”, cuenta Miranda. “Les estamos mandando una oferta a la semana y tenemos una persona de nuestro equipo cribando ofertas y canalizando perfiles a las empresas”, añade.

Incluso se incluyen sesiones de asesoramiento para encontrar un trabajo cualificado en el sector digital o para que los beneficiarios puedan poner en marcha su propio negocio.

Cinco empresas formativas pertenecientes a Adigital han asumido el reto. “El programa público funciona para un sectores donde se considera que hay posibilidad de empleo pero que falta formación”, cuenta José Luis Zimmermann, director general de Adigital. “Uno de nuestros objetivos es la formación y creemos que de esta manera podíamos ayudar a desempleados”, añade. Los cursos tienen una duración de tres meses y acaban en marzo. Las empresas formadoras tienen seis meses desde esa fecha para encontrar empleo al 60% de sus estudiantes. Si no lo consiguen, deberán devolver la subvención que recibirán del SEPE.

En este caso, participan cinco entidades de educación: Inesdi, Chips&Geraniums, U-tad, Icemd e Internet Academi (de la escuela de negocios ISDI). En total, recibirán un millón de euros para la enseñanza de 270 estudiantes (45% de mujeres) repartidos en 19 cursos, de los que deberán emplear a 170.

“Desde luego existe un riesgo de que no se logre. Pero es un riesgo calculado. Anteriormente cada centro ha podido seleccionar a los alumnos. Lamentablemente no se puede formar a cualquier desempleado, sino que debe tener una experiencia previa”, explica Zimmermann.

El perfil de los desempleados es el de alguien capaz de integrarse en una empresa que realice negocios por internet. De hecho, el plan del SEPE se llama Programa de Formación e Inserción Laboral para Profesionales de la Economía Digital y las TIC (tecnologías de la información y la comunicación), que ya lleva varios años en funcionamiento. Los estudios se enfocan a programas como marketing digital o redes sociales.

Esta modalidad ha sido posible por una orden publicada en el Boletín Oficial del Estado en marzo de 2008, en la que se regulaban las acciones formativas con compromiso de contratación que, por ejemplo, exigen requerimientos como que los contratos sean de al menos de seis meses de duración.

Desde el Ministerio de Empleo se explica que es una tipología ya en funcionamiento también en las comunidades autónomas, “pero no es la más habitual”. En 2013 ya se dieron 29 subvenciones para 2.910 alumnos en este programa de economía digital.

Otros programas públicos también han ido incorporando condiciones sobre la empleabilidad de los alumnos. Por ejemplo, un programa específico para la inserción profesional de jóvenes menores de treinta años, gestionado por la Fundación Tripartita (ministerio, patronal y sindicatos). En este caso, el requisito es que al menos el 30% de los beneficiarios acaben trabajando. El pasado año se beneficiaron 3.678 personas. Y existe otro plan, en el que ocho grandes empresas firmaron sus respectivos convenios para formar en 2013 a 1.040 alumnos, con el compromiso de incorporar al 60% en sus plantillas.

Ya los primeros empleos

Los cursos de Adigital cuentan entre 200 y 300 horas de formación, pueden ser mixtos (de formación online y presencial) y en grupos reducidos de 15 personas.

“Los alumnos están literalmente encantados. No solo por la formación, por la calidad de contenidos y docentes, sino también por la ilusión con la que están viviendo el proceso. De hecho, ya tenemos cinco personas que han conseguido trabajo”, asegura Rodrigo Miranda, director general de ISDI. Esta escuela, a través de su filial Internet Academi, cuenta con una persona destinada exclusivamente a dinamizar la bolsa de trabajo.

“Ya se están contratando a las primeras personas”, confirma Zimmerman. “Lo más complicado es el contacto necesario para encontrar las empresas que busquen a este tipo de profesionales”.

Normas
Entra en El País para participar