Lidera las listas de descargas gratuitas

Telegram sigue captando usuarios... ¿Conseguirá acabar con el monopolio de WhatsApp?

Una modelo consulta su teléfono móvil antes de un desfile
Una modelo consulta su teléfono móvil antes de un desfile

Desde hace algunos días venimos oyendo sobre Telegram, la aplicación de mensajería instantánea que amenaza con sustituir al líder indiscutible, WhatsApp, que actualmente cuenta con 430 millones de usuarios en todo el mundo. La aplicación es número uno en las listas de descargas gratuitas de plataformas como Google Play o App Store, alcanzando en España la cifra de 200.000 nuevos suscriptores diarios.

La cuestión que se nos plantea es la de si será de nuevo una moda pasajera, tal y como lo fueron aplicaciones como Line, Viber o ChatOn, o si verdaderamente ha venido para quedarse entre nosotros. Si bien es cierto que tan sólo el transcurso del tiempo nos dará una respuesta, vamos a analizar más a fondo qué ventajas ofrece Telegram sobre WhatsApp que podrían hacerla sobresalir en el mercado.

Seguridad

Tras los últimos escándalos de espionaje en dispositivos móviles, los usuarios cada día son más conscientes de que su seguridad es lo primero y deben protegerse ante posibles filtraciones de información y fallos de seguridad en la totalidad de aplicaciones que albergan sus compañeros tecnológicos. En este nicho se posiciona Telegram con una ventaja absoluta sobre WhatsApp, ya que dicha aplicación centra su atención en la privacidad, con el lema “Recuperando nuestro derecho a la privacidad”. Además, la aplicación permite la creación de conversaciones seguras con autocifrado.

Por otra parte, propone la posibilidad de generar mensajes que se destruyan en un plazo establecido por el propio usuario, al igual que lo hace la tan exitosa aplicación de intercambio de fotografías Snapchat. Puede que esta sea una de las grandes ventajas de Telegram, ya que sea por una cuestión de seguridad o por la mera emoción de compartir mensajes o imágenes que no durarán más de 10 segundos a la vista de nuestros contactos, es una función que atrae verdaderamente a los usuarios.

Grupos y envíos más grandes

En comparación con WhatsApp, la cual nos permite crear conversaciones grupales de hasta 50 miembros, Telegram amplía esta cifra hasta los 200 participantes. Aunque es una ventaja clara sobre la tradicional aplicación, no podemos asegurar la utilidad de esta función, ya que podrían acabar con los nervios de muchos e incluso imposibilitar su participación. Por otra parte, una buena noticia es que permite enviar todo tipo de archivos, incluidos documentos, de hasta 1 GB de tamaño, saltando por encima las restricciones de WhatsApp de envío únicamente de archivos de audio, vídeo o fotografías.

Sin coste inicial ni futuro

Los creadores de Telegram han considerado oportuno lanzar la aplicación de forma gratuita, a diferencia de WhatsApp por la que hay que abonar una suscripción de 0,89 céntimos. Suponemos que esta es una buena estrategia, considerando la polémica levantada por los pagos anuales dentro de WhatsApp, además de que Telegram promete no incluir publicidad dentro de la aplicación con el fin de proteger nuevamente la intimidad de sus usuarios.

Multidispositivo

Una de las funcionalidades que muchos echan en falta de WhatsApp es la posibilidad de mantener conversaciones simultáneas en diversos dispositivos: tablet, smartphone, PC o Mac. Muchos suplen dicha carencia mediante aplicaciones como Google Hangouts, a través de la cual se pueden mantener conversaciones a través de una única aplicación mediante una cuenta de correo electrónico, así como la aplicación de mensajería propia de Apple, iMessage, que nos permite mantener conversaciones desde el iPad, iPhone y Mac. Los desarrolladores de Telegram parecen haber comprendido perfectamente esta tendencia de uso, y por ello, la aplicación se podrá disfrutar en diferentes dispositivos con sincronización automática de todas nuestras conversaciones.

Software abierto

Aunque para el público medio esta es una característica que no determinará su uso, Telegram se presenta como una aplicación de código abierto, lo que se traduce en que cualquier usuario con nociones sobre programación podrá colaborar en el desarrollo de la aplicación aportando sus conocimientos e ideas para la ampliación y mejora de sus funcionalidades. Este tipo de filosofía se apoya en el desarrollo en comunidad, al igual que hace el sistema operativo Linux.

Como podemos observar son múltiples las ventajas que Telegram ofrece sobre otros sistemas de mensajería instantánea, aunque también se denotan algunas carencias como la posibilidad de realizar videollamadas a través de la app o el envío directo de notas de voz. En un primer momento, la acogida por el gran público ha sido espectacular, pero lo que nos queda por determinar es si nuevamente se cansarán de la novedad y volverán a la aplicación donde están todos: WhatsApp.

Más información: ADSL Zone.

Normas