Obtiene el 50,3% de los votos en la junta de accionistas
Instalaciones de Telecom Italia.
Instalaciones de Telecom Italia. REUTERS

El consejo de Telecom Italia salva la moción de los inversores críticos

El 42,3% de los accionistas votaron contra el actual consejo

El resultado proporciona una victoria para Telefónica y sus socios

El consejo de administración de la operadora Telecom Italia superó este viernes la votación, impulsada por Marco Fossati, tercer inversor en el grupo tras Telco (holding liderado por Telefónica que tiene un 22,4% del capital) y la gestora Blackrock, que pretendía su destitución. El consejo obtuvo a su favor el 50,3% de los votos de los accionistas presentes en la junta extraordinaria.

A favor de la destitución votó el 42,3% de los accionistas presentes, mientras que el 7,4% restante se abstuvo. En la votación participó el 54,26% del capital.

El resultado supondría una victoria para Telefónica y sus socios en Telco dentro de esta batalla por el control de Telecom Italia. Fossati, que posee un 5% del capital, aseguraba que Telco tenía demasiada influencia. Ahora, Telecom Italia podrá seguir adelante con el plan estratégico puesto en marcha por el consejero delegado Marco Patuano, que incluía la venta de la filial argentina, ya ejecutada, así como de más antenas de telefonía móvil.

En cualquier caso, en Italia hay una gran polémica. El Corriere della Sera publicó este viernes que las autoridades estaban investigando a Telco por obstaculizar las actividades de los reguladores. Una situación que fue desmentida posteriormente por la fiscalía.

La cuestión de Telecom Italia, además, volvió a alcanzar las altas esferas políticas. El primer ministro italiano, Enrico Letta, afirmó ayer que su Gobierno no intervendrá “a favor de ninguno de los jugadores en el campo” sobre el futuro de Telecom Italia. El mandatario recordó que Italia necesita inversiones en redes, afirmando que el Gobierno quiere garantizar que la operadora alcance “el nivel necesario de competitividad y digitalización”. No obstante, señaló que, aunque se trata de una empresa privada en un mercado abierto a inversiones nacionales y extranjeras, Telecom Italia es una compañía “estratégica”.

Normas