Estreno de la línea de alta velocidad que une ambas ciudades
La ministra de Fomento, Ana Pastor, y su homólogo francés, Frédéric Cuvillier a la salida del tren con destino Parísrn
La ministra de Fomento, Ana Pastor, y su homólogo francés, Frédéric Cuvillier a la salida del tren con destino París

Barcelona-París, en AVE

Partirán dos trenes diarios de ida y vuelta, por la mañana y por la tarde

El recorrido supone algo más de seis horas

La ministra de Fomento, Ana Pastor, ha calificado este domingo de día histórico por el inicio de la conexión España-Francia sin transbordo a través de la alta velocidad, y ha asegurado que servirá para que los lazos entre los dos países sean “mayores que nunca”.

En declaraciones a los medios al iniciar el trayecto entre Barcelona y Perpignan, ha celebrado que, después de muchos años de espera, “por fin” los dos países comparten el mismo ancho de vía con una tecnología puntera. “Marca un antes y un después en la comunicación de nuestro país. Teníamos fronteras y ya no las tenemos gracias a la alta velocidad, y vamos a seguir avanzando”, ha asegurado.

El viaje inaugural del AVE transfronterizo partía a las 11.30 horas de la estación de Sants de Barcelona con destino a Perpignan, donde tendrá lugar el acto oficial de inauguración y las intervenciones de los ministros.

En cuanto al servicio comercial del AVE Barcelona-París, las operadoras lo ponen en marcha con una oferta de dos conexiones diarias por sentido, que unirán la capital catalana y la francesa en seis horas y 25 minutos. Saldrá de Sants a las 9:20 y a las 16:20, y de la Gare de Lyon a las 7:15 y a las 14:07. Con Montpellier la conexión desde Barcelona será de 2h, 45m; con Toulouse de 3h, 5m; y con Lyon de 4h, 51m. A los cuatro trenes diarios que partirán de Barcelona se le suma el tren que saldrá de Madrid (Puerta de Atocha) a las 15:40 con destino a la estación Saint Charles de Marsella.

El billete del AVE Barcelona-París tiene un precio general de 170 euros que con los descuentos puede reducirse hasta los 59 euros, y por primera vez ya no será necesarios que los pasajeros hagan trasbordo en la estación de Figueres-Vilafant (Girona) para viajar a París, como pasaba hasta ahora.

Renfe y su homóloga francesa SNCF inician también este domingo el servicio comercial de este servicio de alta velocidad, para el que prevén haber vendido unos 30.000 billetes desde que el pasado 28 de noviembre arrancara su comercialización, según datos de los operadores.

Tanto Renfe como SNCF confían en ampliar a lo largo de 2014 los servicios con que comienzan a explotar esta línea, con el fin de que el próximo año atienda a una demanda estimada de un millón de viajeros.

Los trenes de este nuevo AVE transfronterizo contarán con clase 'turista' y 'preferente', servicio de restauración en la cafetería, tripulación bilingüe y servicio de asistencia a pasajeros con discapacidad.

Para prestar este servicio, cada una de las dos operadoras ferroviarias ha aportado diez trenes: en el caso de SNCF se trata de trenes AVE dúplex (de dos plantas), mientras que Renfe empleará trenes AVE S-100, los suministrados por Alstom para el AVE a Sevilla, que han sido remodelados.

Normas