México, Argelia y Turquía ganan cuota como clientes
Interior de la fábrica de Ford Almussafes.
Interior de la fábrica de Ford Almussafes.

Estados Unidos cuadruplica la importación de coches españoles

De cero a 18.000 vehículos en menos de tres años. En 2010, Estados Unidos no importó ni un solo vehículo proveniente de las fábricas españolas de coches.

En 2012, se exportaron 4.631 vehículos hacia este mercado. Solo en los diez primeros meses de 2013 se han enviado hacia Estados Unidos 17.539 automóviles españoles, una tendencia que seguirá en ascenso gracias a factorías como la de Almussafes, de Ford.

En concreto, la planta valenciana fabrica el Kuga para más de 70 países, entre ellos, Estados Unidos, y también el Ford Transit Connect, que actualmente es uno de los vehículos aprobados por la ciudad de Nueva York para pertenecer a su característica flota de taxis amarillos. El próximo vehículo al que Nueva York ha dado el visto bueno es el Nissan NV200, que también se fabrica en España y que dentro de poco circulará también como transporte público en la Gran Manzana.

La cantidad que se exporta al segundo país con mayor producción de vehículos del mundo, aunque creciente, aún es testimonial. Representa poco más del 1% del total de vehículos que se exportarán en 2013 desde España, alrededor de 1,93 millones de automóviles, según las previsiones de la patronal española de fabricantes de vehículos Anfac.

La producción de automóviles en las plantas españolas ascenderá a 2,2 millones de vehículos en 2013, según los datos de la propia patronal. Esto supone que se fabrican para la venta fuera de España el 87,2% de los coches.

El mercado americano no es el principal comprador a España, que tradicionalmente surte más a sus vecinos europeos. Pero la caída de las matriculaciones en Francia y Alemania han obligado a abrir nuevos mercados para poder mantener las fábricas a un nivel adecuado de producción. Junto a Estados Unidos, países como México, Argelia o Turquía están incrementando sus importaciones desde España. En concreto, en los diez primeros meses se vendieron 28.057 vehículos españoles en México, correspondiendo en un 98% a automóviles fabricados por Seat, Volkswagen y PSA. 90.269 coches se vendieron a Turquía, el 6,4% del total exportado y 76.379 automóviles a Argelia, el 5% del total, país que ejemplifica el interés creciente de los países del norte de África por los coches españoles.

Convenios laborales

En 2012, solo se fabricaron en España 1,97 millones de vehículos, cuando la capacidad productiva de España es de tres millones de coches al año. Esto quiere decir que el año pasado solo se utilizó el 65% de la capacidad de las plantas, una situación insostenible para el sector que ha obligado a serias medidas de ajuste en costes y personal.

Gracias a la “flexibilidad en los convenios colectivos del sector”, afirman desde la patronal, que han permitido modular las condiciones laborales de la plantilla automovilística española con expedientes de regulación de empleo temporales o reducciones de salario, España está atrayendo nuevos modelos a sus fábricas, que están resucitando la producción y la exportación. En concreto, las plantas españolas fabricarán 45 modelos en 2014, frente a los 39 actuales.

El año que viene, se fabricarán 2,4 millones de coches en España y se exportarán 2,15 millones de unidades, estiman en Anfac.

Normas
Entra en El País para participar