Vodafone España registra una caída de ingresos del 13,4% en su primer semestre fiscal
un trabajador arregla un cartel de Vodafone
un trabajador arregla un cartel de Vodafone

Vodafone invertirá 650 millones más en España en dos años dentro del plan Spring

Vodafone mantiene la apuesta por España. La operadora ha anunciado hoy que, dentro del Proyecto Spring, invertirá en España un total de 650 millones de euros adicionales para acelerar la implantación de su estrategia durante los próximos dos años.

Vodafone España ha explicado que esta cantidad se añade a los 500 millones de euros ya anunciados para el despliegue de la red de fibra compartida hasta marzo de 2017.

El Proyecto Spring es un programa de inversiones orgánicas, puesto en marcha por Vodafone en todo el mundo tras el anuncio de la venta del 45% de Verizon Wireless, para acelerar su nueva estrategia destinada a fortalecer la presencia en ámbitos como los datos y las empresas, así como en los mercados emergentes. En términos generales, el grupo invertirá en los países en los que tiene presencia cerca de 7.000 millones de libras (unos 8.300 millones de euros) hasta marzo de 2016.

En Europa, por ejemplo, Vodafone destinará 3.000 millones de libras a ampliar la cobertura 3G y a acelerar el despliegue de sus servicios de 4G. En el área de África, Oriente Medio y Asia destinará 1.500 millones de libras a extender el 3G a las grandes ciudades y otras regiones clave. El segmento de comunicaciones unificadas, incluyendo el ADSL y la fibra óptica, absorberá unas inversiones en el Viejo Continente de 1.000 millones de libras.

Finalmente, Vodafone destinará 500 millones de libras al segmento empresarial y otros 1.000 millones a la mejora de la atención al cliente.

En cualquier caso, con respecto al mercado español, la compañía parece mantener sus planes pese a la mala situación del sector de las telecomunicaciones. Y es que la dura competencia y la crisis económica volvieron a pasar factura a las cuentas de Vodafone España. Así, Vodafone España registró una caída de los ingresos por servicios del 13,4% en el su primer semestre fiscal, concluido a finales de septiembre, hasta 1.987 millones de euros. En términos reportados, el descenso fue del 8,8%. La empresa ha indicado que, eliminando la caída de los precios de terminación en el segundo trimestre del año, el descenso habría sido del 10,7%, en línea con el semestre anterior.

En el segundo trimestre, el descenso de los ingresos por servicios, en términos orgánicos, fue del 16,1% hasta 923 millones de libras.

En términos de rentabilidad, el Ebitda de Vodafone España bajó un 23,7% hasta 422 millones de libras (cerca de 503 millones de euros). En términos reportados, la bajada fue del 21,1%. El beneficio operativo ajustado, por su parte, bajó un 53,7% hasta 114 millones de libras.

El margen de Ebitda, a su vez, sufrió un fuerte retroceso al pasar del 27,2% en el primer semestre de 2012 al 22,9% en el mismo periodo de este año. Vodafone ha indicado que, en este periodo de tiempo, la caída de ingresos fue parcialmente compensada por la reducción en un 10% de los costes operativos.

Vodafone España cerró septiembre con 13,96 millones de clientes, frente a los 14,15 millones de usuarios con los que concluyó el mes de junio. Es decir, entre julio y septiembre perdió en torno a 195.000 clientes.

La operadora indicó que los ingresos por servicios bajaron un 13,4% por la prolongada debilidad económica, el impacto del recorte de las tarifas de interconexión móvil y la menor, aunque estabilizada, base de clientes. Vodafone indicó, no obstante, que la mejor ejecución comercial y la menor rotación de usuarios (churn) han ayudado a una mejora en la tendencia de captación de clientes. En este caso, Vodafone España ha explicado que durante el segundo trimestre del año fiscal registró una reducción de 2,1 puntos porcentuales del churn o tasa de desconexión de clientes de contrato particulares hasta el 21%; y en 4,4 puntos porcentuales el churn de usuarios de contrato de empresas hasta el 19,4%.

Vodafone insistió en que la competencia en España sigue siendo muy dura, con la popularización de las ofertas convergentes. La operadora ha explicado que el número de clientes suscritos a los planes de precios Vodafone RED y Base creció en más de 770.000 en el último trimestre hasta cerrar con 3,18 millones, de los que 821.000 corresponden a Vodafone RED.

La compañía ha recordado que en mayo lanzó en España los servicios 4G en siete ciudades, añadiendo que en noviembre, los servicios ya estaban disponibles en 15 ciudades. En este sentido, la compañía invirtió en el primer semestre 193 millones de euros, un 2% más que un año antes.

Normas
Entra en El País para participar