Rajoy entregará el proyecto en diciembre
El presidente de Francia, François Hollande (derecha), conversa con la canciller alemana Angela Merkel, el presidente del Consejo Europeo, Herman Van Rompuy,  y el presidente del Parlamento Europeo, Martin Schulz (izquierda).
El presidente de Francia, François Hollande (derecha), conversa con la canciller alemana Angela Merkel, el presidente del Consejo Europeo, Herman Van Rompuy, y el presidente del Parlamento Europeo, Martin Schulz (izquierda). EFE

La UE supedita la ayuda al empleo juvenil a la presentación de un plan

La ayuda comunitaria asciende a 6.000 millones y España recibirá 1.800 millones

La tasa de paro juvenil alcanza el 56,5% en España frente al 23,3% de la media europea

La tasa de paro juvenil alcanza el 56,5% en España, una cifra muy superior al 23,3% de media de la Unión Europea y que se sitúa a años luz del porcentaje del 7,7% de Alemania. Ante esta situación, no resulta extraño que Rajoy aprovechara la Conferencia sobre el Fomento del Empleo Juvenil de la UE para reclamar que las instituciones europeas aceleren los trámites para poner en marcha las ayudas previstas para fomentar el trabajo entre los menores de 25 años.
La UE ya acordó destinar 6.000 millones de euros de su presupuesto (de los que unos 1.800 corresponderán a España) en favor de empleo juvenil durante 2014 y 2015. Frente a las urgencias que mostraron países como España, los líderes europeos recordaron que antes de transferir los fondos, es preciso que los Gobiernos de los Estados miembros detallen cómo gastarán esa ayuda.

“Los Estados miembros deben finalizar sus planees lo antes posible. De lo contrario, la financiación comunitaria no podrá beneficiar a las regiones más afectadas desde el 1 de enero de 2014, lo que sería una ocasión perdida”, ha señalado el presidente del Consejo Europeo, Herman Van Rompuy.
Rajoy ya ha anunciado que España presentará su plan en diciembre. De momento, República Checa, Croacia, Lituania, Luxemburgo, Polonia y Eslovaquia ya han remitido su estrategia contra el empleo juvenil a las autoridades comunitarias.

El presidente francés, François Hollande, se alineó con el discurso de Rajoy y también reclamó “rapidez porque hay urgencia”. Para el anfitrión de la cumbre, el fondo de 6.000 millones debe servir para “no abandonar a una generación y proponer empleos y formación que ofrezcan auténticas perspectivas a los jóvenes”. 

Las ayudas europeas, de las que España será la principal beneficiaria, se han vinculado a la obligación de poner en marcha la denominada “garantía juvenil”, es decir, el compromiso de ofrecer a los jóvenes que abandonan el sistema educativo o que están en paro, una formación adicional o prácticas en un plazo máximo de cuatro meses”.

El presidente de la Eurocámara, Martin Schulz, garantizó que la dotación presupuestaria de los fondos en la medida en que está previsto que el parlamento apruebe la próxima semana el marco financiero para el período 2014-2010 y el presupuesto del próximo año. En cualquier caso, Schulz ya ha declarado en diversas ocasiones que los 6.000 millones previstos contra el empleo juvenil resultan insuficientes. 

En cambio, para la canciller alemana, Angela Merkel, la cifra resulta “bastante impresionante”. El visto bueno germano a la ayuda no impidió que Merkel recordara ayer que la lucha contra el paro juvenil “es en buena parte una responsabilidad nacional” y aprovechó la oportunidad para señalar que “las reformas estructurales” son necesarias para crear empleo. La ministra de Empleo, Fátima Bañez, que participó en una reunión previa con sus homólogos europeos, reclamó no “burocratizar” las ayudas.

Normas
Entra en El País para participar