Piden análisis detallados de los costes de los servicios
El presidente de la FEMP, íñigo de la Serna.
El presidente de la FEMP, íñigo de la Serna.

Los expertos denuncian falta de rigor y afán recaudatorio en las tasas locales

Madrid cuenta con 20 tasas frente a las 19 de Barcelona

Mejorar la transparencia de las finanzas municipales es otra de las cuentas pendientes

El Registro de Expertos Contables (REC-CGE) reclama una mayor rigurosidad de los ayuntamientos a la hora de establecer tasas municipales y de fijar su importe. Este organismo especializado del Consejo General de Economistas lamenta que la implantación de tasas se realice en muchas ocasiones por urgencias financieras y sin un estudio preciso de los costes de un servicio. El presidente del Consejo General de Economistas, Valentí Pich, ha recordado en la presentación de un informe que la legislación establece que el importe de la tasa no puede ser superior al coste del servicio y que debe ir acompañada siempre de un informe económico, una condición que suele incumplirse o que se traduce en un documento vago que no incluye un “análisis riguroso de los costes”. De hecho, Pich apuntó que la Justicia está anulando tasas precisamente por haber sido aprobadas sin una memoria justificativa. Jesús Lizcano, presidente de Transparencia Internacional España, argumentó que realizar un adecuado análisis de los costes genera eficiencia y eficacia. 

Los expertos se centraron en el ámbito municipal, ya que son los ayuntamientos la Administración que recurre con más intensidad a las tasas, que representan una parte relevante de sus ingresos. En cualquier caso, la falta de rigor se produce en todas las esferas administrativas. En este sentido, Lizcano señaló que no existe un estudio definitivo para saber el coste de un alumno en la universidad pública. Así, se desconoce cuánto supone la tasa que paga un estudiante, sobre su coste total. La única certeza es que la crisis económica y la caída de ingresos han provocado un incremento generalizado de las tasas que pagan los ciudadanos y la aparición de nuevas figuras. Madrid, actualmente, tiene 20 tasas en vigor y Barcelona mantiene 19. En cualquier caso, la Ley de Hacienda Locales ofrece un catálogo de hasta 46 tributos que los municipios pueden establecer en sus ordenanzas fiscales. 

Los expertos contables instan a fijar las tarifas públicas a través de la contabilidad analítica. Con ello, argumentan, los ciudadanos se concienciarían del coste de los servicios públicos y aumentaría la transparencia. Para municipios pequeños y sin recursos, proponen establecer un catálogo general de tasas con sus respectivos informes de costes. Una muestra de la falta de transparencia se refleja en que en 2011, el REC analizó 132 grandes ayuntamientos y solo 42 presentaban sus estados financieros en la web.

Normas